...

Nuestro Clima Cambiante - Union of Concerned Scientists

by user

on
Category: Documents
0

views

Report

Comments

Transcript

Nuestro Clima Cambiante - Union of Concerned Scientists
Nuestro Clima Cambiante
Evaluación de los Riesgos para California
Un Resumen Preparado por el
Centro de Cambios Climáticos de California
NUESTRO CLIMA CAMBIANTE
1
Dado que la mayoría de las emisiones que causan calentamiento global permanecen en la atmósfera
por décadas o siglos, las decisiones que tomamos hoy tienen gran influencia en el clima que
nuestros hijos y nietos van a heredar. La calidad de vida que ellos van a experimentar va a depender
en las reducciones que California y el resto del mundo implementen y en cuan rápido estas ocurran.
L
as señales de un cambio climático en California y en todo
Norteamérica son evidentes. Durante los últimos 50 años,
las temperaturas en el invierno y en la primavera han sido
más cálidas, los niveles
de nieve en la primavera en las montañas de elevación
baja y mediana se han reducido,
las nieves han comenzado a
derretirse entre una y cuatro
semanas antes de tiempo y las
flores están floreciendo entre una
y dos semanas más temprano.
Estos cambios regionales
concuerdan con las tendencias
globales. Durante los últimos 100
años, la temperatura promedio
global ha subido más de un
grado Fahrenheit (°F). Las investigaciones indican que gran parte
de este calentamiento se debe a
las actividades humanas, principalmente el quemado de combustibles fósiles y el talado de bosques,
que liberan dióxido de carbono (CO2) y otros gases a la atmósfera, reteniendo el calor, que de otra manera se escaparía al espacio. Cuando
estas emisiones que retienen el calor se emiten en la atmósfera,
permanecen allí por muchos años—el CO2, por ejemplo, dura aproximadamente 100 años. Como resultado, la concentración atmosférica de CO2 ha aumentado más del 30 por ciento sobre los niveles preindustriales. Si no se hace nada para detener esto, es posible que para
fines del siglo los niveles de concentración de CO2 sean tres veces
más elevados que los de la época preindustrial, lo cual causaría un
calentamiento global peligroso que pondría en peligro la salud
pública, la economía y el medioambiente.
Las últimas proyecciones, basadas en modelos climáticos modernos, indican que si las emisiones globales que retienen calor prosiguen
a una tasa entre media y elevada, es posible que para fines de siglo, las
temperaturas en California suban entre 4,7 y 10,5 °F. En contraste, una tasa de emisiones
más baja mantendría el calentamiento proyectado entre 3 y 5,6 °F.
Estos aumentos de temperatura
tendrían múltiples consecuencias,
incluyendo
pérdidas
considerables de acumulaciones
de nieve, incremento en el
riesgo de extensos incendios
forestales y reducciones en la
calidad y cantidad de ciertos
productos agrícolas. Los recursos vitales del estado y las áreas
verdes naturales ya se ven afectadas negativamente debido al
aumento rápido de la población
de California. La población en California aumentaría de los 35 millones
de hoy a 55 millones en el año 2050.
Este documento sintetiza las conclusiones del proyecto “Escenarios Climáticos” llevado a cabo por el Centro de Cambios Climáticos
de California, que analizó una serie de impactos que ocurrirían en
California con el aumento de temperaturas en el estado. La creciente
gravedad de las consecuencias de los aumentos de temperaturas
acentúa la importancia de la reducción de las emisiones, para minimizar el calentamiento atmosférico. Al mismo tiempo, es esencial
que se identifiquen aquellos cambios que son inevitables para los
cuales necesitaremos desarrollar estrategias para reducir sus
impactos dañinos y para adaptarnos a ellos.
E
n el año 2003, el programa Investigación de Energía de Interés Público (Public Interest Energy Research [PIER]) de la Comisión de Energía
de California, estableció el Centro de Cambios Climáticos de California, para llevar a cabo estudios científicos en cambios climáticos de
importancia para el estado. Este Centro es una organización virtual, con actividades centrales de investigación en el Instituto Oceanográfico
Scripps y en la Universidad de California, Berkeley, complementadas con esfuerzos de otras instituciones de investigación. Las áreas de estudio
de prioridad identificadas en el Plan Quinquenal de Investigación de Cambios Climáticos de PIER son: monitoreo, análisis y modelado del clima;
análisis de opciones para reducir emisiones de gases de efecto de invernadero; evaluación de impactos físicos y estrategias de adaptación y
análisis de consecuencias económicas debido a estos cambios climáticos así como de los esfuerzos diseñados para reducir emisiones.
El Decreto Ejecutivo N° S-3-05, firmado por el Gobernador Arnold Schwarzenegger el 1° de junio de 2005, le ordenó a la Agencia de Protección
Medioambiental de California (California Environmental Protection Agency [CalEPA]) que prepare informes bienales acerca del impacto
potencial del calentamiento global continuo en ciertos sectores de la economía de California. La CalEPA comisionó al programa PIER y a su
Centro de Cambios Climáticos de California el liderazgo de este estudio. El análisis “Escenarios Climáticos” resumido en este documento, es el
primero de estos informes científicos bienales, y es el producto de una colaboración de múltiples instituciones, entre las cuales se encuentran
el Departamento de los Recursos Atmosféricos de California (California Air Resources Board), el Departamento de Recursos Hídricos de
California (California Department of Water Resources), la Comisión de Energía de California (California Energy Commission), CalEPA y la Coalición
de Científicos Conscientes (Union of Concerned Scientists).
Fotografías de la portada: (puesta de sol) Photos.com; (de arriba a abajo) IndexStock, iStockphoto, IndexStock, Picturequest, iStockphoto. Arriba: Oficina de Administración de Tierras
(Bureau of Land Management). Fondo: IndexStock
El Clima de California en el Futuro
D
urante este siglo, se anticipa que el clima de California sea considerablemente más caluroso. El aumento
de la temperatura depende de la intensidad de ciertas
actividades humanas, tales como el quemado de combustibles fósiles. Las proyecciones presentadas en este
informe ilustran los cambios climáticos asociados con tres escenarios
de emisiones de gases de efecto invernadero (ver la figura de abajo).
Calentamiento Proyectado
Las temperaturas se incrementarían substancialmente en los tres
escenarios de emisiones. Durante las próximas décadas, los tres
escenarios resultarían en un aumento de temperatura promedio entre
1 y 2,3 °F; sin embargo, los aumentos de temperatura proyectados
comienzan a divergir a mediados del siglo de manera que, a fines de
este siglo, los aumentos de temperatura proyectados en los escenarios
con las más altas emisiones son aproximadamente el doble de aquellos
proyectados en los escenarios con las más bajas emisiones. Algunos
modelos climáticos indican que el calentamiento va a ser más elevado
en el verano que en el invierno, lo que tendría efectos perniciosos y
generalizados sobre la salud de sistemas ecológicos, la producción
agrícola, el uso y disponibilidad de agua y la demanda de energía.
Se anticipa que hacia fines del siglo las temperaturas promedio en
todo el estado se eleven entre 3 y 10,5 °F, dependiendo del nivel de las
emisiones de los gases de efecto de invernadero. El análisis presentado
2005–2034
Rango de calentamiento bajo: elevaciones de temperaturas
proyectadas entre 3 y 5,5 °F
•
Rango de calentamiento medio: elevaciones de temperaturas
proyectadas entre 5,5 y 8 °F
•
Rango de calentamiento alto: elevaciones de temperaturas
proyectadas entre 8 y 10,5 °F
Precipitación
En promedio, las proyecciones climáticas sugieren poco cambio en la
precipitación anual en California. Es más, cuando comparamos varios
modelos, las proyecciones de precipitación no muestran una tendencia consistente durante este siglo. Se espera que el patrón de precipitación de clima de tipo Mediterráneo continúe, con la mayoría de las
precipitaciones ocurriendo en el invierno causadas por tormentas
originadas en el norte del océano Pacífico. Uno de los tres modelos
climáticos proyecta inviernos levemente más húmedos y otro proyecta
inviernos levemente más secos, con un 10 a 20 por ciento de
disminución en la precipitación anual total. Sin embargo, aún estos
cambios relativamente modestos podrían tener un impacto
considerable, porque los ecosistemas de California están condicionados a niveles históricos de precipitación y los recursos hídricos son utilizados casi en su totalidad.
2070–2099
13˚F
13˚F
13˚F
12
12
12
11
11
11
10
10
9
9
8
8
6
5
4
3
2
1
0
1
•
2035–2064
7
Todos los
escenarios
de emisiones
aquí examina el clima en el futuro en tres rangos de proyecciones
climáticas:1
7
Escenarios
de emisiones
elevadas
Escenarios
de emisiones
medias a
elevadas
Escenarios
de emisiones
bajas
6
5
4
Escenarios
de
emisiones
elevadas
10
9
Rango de las
proyecciones de
calentamiento
elevado
(8 a 10,5° F)
8
Escenarios
de
emisiones
medias a
elevadas
Escenarios
de emisiones
bajas
7
Rango de las
proyecciones de
calentamiento
medio (5,5 a 8° F)
6
5
4
3
3
2
2
1
1
0
0
California experimentaría
temperaturas dramáticamente más elevadas
durante el siglo 21. Esta
figura muestra proyecciones de las temperaturas
promedio anuales en el
estado para tres períodos
de 30 años cada uno. Los
rangos para cada escenario
de emisiones representan
los resultados de modelos
climáticos modernos.
Rango de las
proyecciones de
calentamiento
bajo (3 a 5,5° F)
Estos rangos de calentamiento son solamente para propósitos ilustrativos. Estos rangos fueron definidos en el estudio Escenarios Climáticos para capturar el rango completo del
incremento de temperaturas. Los valores exactos para los rangos de calentamiento, tal como son presentados en el informe analítico original son: rango de calentamiento bajo
(3 a 5,4 °F); rango de calentamiento medio (5,5 a 7,9 °F); y rango de calentamiento elevado (8 a 10,4 °F).
NUESTRO CLIMA CAMBIANTE
3
Proyectando el Clima del Futuro
Escenarios de Emisiones
Emisiones globales anuales de CO2 (GtC)
Los tres escenarios de emisiones globales usados en este análisis
fueron seleccionados de una serie de escenarios del Informe
Especial de Emisiones (Special Report on Emissions Scenarios) del
Panel Intergubernamental en Cambios Climáticos (Intergovernmental Panel on Climate Change [IPCC]), basados en diferente suposiciones en cuanto al crecimiento demográfico y al desarrollo
económico global (medido en producto doméstico bruto).
• El escenario de emisiones bajas (B1) tipifica un mundo con
crecimiento económico elevado y una población global que
llega a su pico a mediados del siglo, decayendo después.
Presupone un cambio rápido hacia las industrias que usan
menos combustibles fósiles y la introducción de tecnologías
limpias y un uso más eficiente de recursos. Las emisiones de
gases de efecto de invernadero alcanzan su pico a mediados
de siglo, decayendo después, y para el año 2100, la
concentración de CO2 prácticamente se duplica en relación
con los niveles preindustriales.
• El escenario de emisiones entre medias y elevadas (A2)
proyecta un crecimiento demográfico sostenido y un
crecimiento económico y tecnológico desparejo. La diferencia económica entre los países que ya están industrializados y
los países en vías de desarrollo no disminuyen. Las emisiones
de los gases de efecto de invernadero aumentan durante el
siglo 21; y para el año 2100, la concentración de CO2 prácticamente se triplica, en relación con los niveles preindustriales.
• El escenario de emisiones elevadas (A1fi) representa un
mundo con crecimiento económico sustentado con el uso
alto de combustibles fósiles y una población global que llega
a su pico a mediados del siglo, decayendo después. En este
escenario se introducen tecnologías nuevas y más eficientes
hacia fines del siglo. Las emisiones de gases de efecto de
invernadero aumentan durante todo el siglo 21; y para el año
2100, la concentración de CO2 seria tres veces más alta que los
niveles observados en la época preindustrial.
PCM1
Escenarios de
emisiones del IPCC
Emisiones en aumento
E
l grado de aumento de temperaturas depende, en gran
manera, de la cantidad y de la rapidez con que las
emisiones de los gases de efecto de invernadero se
acumulen en la atmósfera y cómo el clima responda ante estas
emisiones. Las proyecciones presentadas en este informe se
basan en tres escenarios de emisiones de gases de efecto de invernadero y tres modelos climáticos.
Sensibilidad en aumento
Modelos climáticos
GFDL
HadCM3
Rango de
calentamiento
moderado
A1fi
A2
Rango de
calentamiento
bajo
B1
Proyección no
disponible
Esta matriz muestra los aumentos de temperatura estimados por los
tres modelos climáticos suponiendo las emisiones adoptadas en los
escenarios del IPCC. Las temperaturas resultantes son agrupadas en
tres rangos de calentamiento definidos en el análisis de “Escenarios
Climáticos”.
Sensibilidad Climática
Los tres modelos usados en este análisis representan diferentes
sensibilidades climáticas definidas como el aumento de temperaturas que resultan de un cierto incremento en las concentraciones atmosféricas de los gases de efecto de invernadero. La sensibilidad climática depende de la respuesta de la Tierra a ciertos
procesos físicos, incluyendo ciertas “retroacciones”, que podrían
amplificar o atenuar el calentamiento. Por ejemplo, ya que las
emisiones de gases de efecto de invernadero hacen que las temperaturas suban, la atmósfera puede retener más vapor de agua,
que a su vez retiene calor y eleva aún más las temperaturas—una
retroacción positiva. Las nubes creadas por este vapor de agua
puede absorber y volver a irradiar hacia la Tierra la radiación infrarroja que emana de la superficie de la Tierra (otra retroacción positiva) o reflejar más radiaciones de onda corta provenientes del sol antes de alcanzar la superficie de la Tierra (una retroacción negativa).
Dado que todavía no es posible entender completamente
muchos de estos procesos y sus retroacciones, éstos son representados de diversa maneras en diferentes modelos climáticos globales.
Los tres modelos climáticos globales usados en este análisis son:
• Modelo Climático Paralelo del Centro Nacional de Investigación Atmosférica (National Center for Atmospheric
Research Parallel Climate Model) (PCM1): sensibilidad
climática baja
• Laboratorio Dinámico de Fluidos Geofísicos (Geophysical
Fluids Dynamic Laboratory) (GFDL) CM2.1: sensibilidad
climática media
• Modelo Climático, versión 3 del Centro Hadley de la Oficina Meteorológica del Reino Unido (United Kingdom Met
Office Hadley Centre Climate Model, version 3) (HadCM3):
sensibilidad climática media a elevada
Emisiones de CO2 históricas y proyectadas
40
ESCENARIOS DE
EMISIONES DEL IPCC
30
20
10
0
1750
1800
1850
4 NUESTRO CLIMA CAMBIANTE
1900
1950
2000
Rango de
calentamiento
elevado
2050
2100
Como muestra esta
figura, las emisiones de
CO2 provenientes de
actividades humanas
(tales como el quemado de combustibles
fósiles) fueron insignificantes antes del
comienzo de la era
industrial que empezó
a partir de la década de
1850.
Salud Pública
l calentamiento global continuo va a afectar la salud de
los californianos al agravar la contaminación del aire,
intensificando las olas de calor y expandiendo las áreas
afectadas por las enfermedades infecciosas. El principal
problema no es el cambio climático promedio sino el
aumento proyectado de las condiciones extremas, las cuales presentan los riesgos más serios para la salud.
E
La calidad del aire se vería aún más comprometida debido al
aumento de incendios forestales, que emiten partículas minúsculas en
suspensión que pueden trasladarse largas distancias, dependiendo de
las condiciones del viento. El análisis más reciente sugiere que si no se
reducen considerablemente las emisiones de los gases de efecto de
invernadero, es posible que los incendios forestales de gran magnitud
sean más frecuentes, hasta por un 55 por ciento a fines del siglo.
La Mala Calidad de Aire Podría Empeorar
Calor Más Intenso
Hoy en día los californianos experimentan la peor calidad de aire de
Días por año con condiciones propicias para la
formación de ozono (% de aumento en
relación con el período 1961 – 1990)
la nación, con más del 90 por ciento de la población viviendo en áreas
que violan el estándar estatal de calidad de aire, tanto para ozono
como para partículas en suspensión en el aire. Estos contaminantes
pueden causar o agravar una amplia gama de problemas de salud,
incluyendo asma y otras enfermedades respiratorias agudas y enfermedades cardiovasculares que pueden reducir la función pulmonar
en los niños. El ozono y las partículas en suspensión combinados causan 8.800 muertes y 71 mil millones de dólares en costos en asistencia
médica cada año. Si los niveles globales de ozono en el ambiente aumentan, como lo indican algunos escenarios, podría ser
imposible cumplir con los estándares locales de calidad de aire.
Se anticipa que las temperaturas más elevadas van a aumentar la
frecuencia, la duración y la intensidad de las condiciones que
contribuyen a la formación de contaminación en el aire. Por ejemplo,
si en Los Ángeles y en el Valle de San Joaquín las temperaturas aumentan en el rango de calentamiento medio, habría entre 75 y 85 más días
con condiciones propicias para la formación de ozono, en relación con
las condiciones actuales. Este aumento es más de dos veces el
incremento que ocurriría si la temperatura siguiera lo que indica el
rango de calentamiento bajo.
Si las temperaturas aumentan hasta el rango de calentamiento más
elevado, para el año 2100 es posible que haya más de 100 días por
año con temperaturas de más de 90 °F en Los Ángeles y más de 95 °F
en Sacramento. Este es un aumento notable sobre los patrones
históricos (consulte el gráfico en la p. 6), y casi el doble del aumento
proyectado si las temperaturas se mantienen dentro o debajo del
rango de calentamiento bajo.
A medida que las temperaturas aumentan, los californianos tendrán
que enfrentar más riesgos de
muerte por deshidratación, insolación/agotamiento, ataques al
corazón, derrames cerebrales y
problemas respiratorios causados
por el calor extremo. A mediados
del siglo, los eventos de calor extremo en los centros urbanos,
tales como Sacramento, Los Ángeles y San Bernardino pueden
causar dos a tres veces más
mortalidad debido al calor en
comparación a lo que ocurre hoy
en día. Entre los miembros de la
población más vulnerables a los
A medida que las temperaturas aumentan, los
californianos se enfrentan
a más riesgos de muerte
por deshidratación, insolación, ataques al corazón,
y otras enfermedades
relacionadas con el calor.
Incremento del riesgo de calidad
de aire pobre, 2070 a 2099
100
75
50
25
0
Los Ángeles
Rango de
calentamiento
bajo
San Joaquin
Valley
Rango de
calentamiento
medio
Emisiones en aumento
Los automóviles y las plantas de generación eléctrica emiten agentes contaminantes
que contribuyen al calentamiento global y a la pobre calidad del aire. A medida que las
temperaturas aumentan, será cada vez más difícil cumplir con los estándares de calidad
de aire en todo el estado.
NUESTRO CLIMA CAMBIANTE
5
Salud Pública
Recursos
Hídricos
efectos de calor extremo podemos encontrar a
aquellos que ya están enfermos; los niños; los
ancianos; y los pobres, quienes pueden no tener
acceso a aire condicionado y asistencia médica.
Hacen falta más estudios científicos para poder
entender mejor los efectos que las temperaturas
más elevadas pueden producir y el papel que la
adatación puede tener en la reducción de estos
efectos. Por ejemplo, la expansión del uso del aire
condicionado puede ayudarnos a hacerle frente a
los calores extremos; sin embargo, su uso también
aumenta el consumo de energía eléctrica, la que
hoy en día depende principalmente de los combustibles fósiles, contribuyendo más al calentamiento
global y a la contaminación del aire.
Aumento de calor extremo,
2070 – 2099
Días de calor extremo
por año
140
120
100
80
60
40
20
0
Los Ángeles
Niveles
1961 – 1990
Rango de
calentamiento
bajo
Sacramento
Fresno
Rango de
calentamiento
medio
Si las emisiones que causan calentamiento global continúan sin restricciones, la acumulación de nieve en la Sierra Nevada puede disminuir en un 70 a 90 por ciento,
afectando consecuentemente las actividades recreativas de invierno, el suministro
de agua y los ecosistemas naturales.
Rango de
calentamiento
elevado
Emisiones en aumento
L
a mayor parte de la precipitación de California cae en la parte norte
del estado durante el invierno, mientras que la mayor parte de la demanda de agua la generan los usuarios en la parte sur del estado, durante la primavera y el verano. Una vasta red de depósitos de reserva
artificiales y acueductos almacenan y conducen el agua a través del estado desde California del Norte y el Río Colorado. Durante la época seca de la primavera y el verano, el sistema existente de distribución de agua depende de la nieve
acumulada en las montañas de la Sierra. Las temperaturas en ascenso, potencialmente combinadas con las disminuciones en precipitación, pueden reducir
dramáticamente la acumulación de nieve durante la primavera, aumentando el
riesgo de escasez de agua durante el verano.
Acumulación de Nieve en la Sierra Nevada en Disminución
iStockphoto
6 NUESTRO CLIMA CAMBIANTE
Si las emisiones de gases de efecto de invernadero continúan sin control, las precipitaciones caerán más en forma de lluvia que de nieve y la nieve se derretirá en forma prematura, lo que reduciría el nivel de nieve acumulada en la Sierra Nevada durante la primavera entre un 70 y 90 por ciento. El volumen de acumulación de nieve que se va a
perder depende, en parte, de los futuros patrones de precipitación, cuyas proyecciones
todavía son bastante inciertas. Sin embargo, aún bajo proyecciones climáticas más
húmedas, la pérdida de la acumulación de nieve puede plantear desafíos a los administradores de los recursos hídricos, obstaculizar la generación de energía hidroeléctrica
y casi eliminar el esquí y otras actividades recreativas relacionadas con la nieve. Si las
emisiones que causan calentamiento global son refrenadas considerablemente y los
aumentos de temperatura son mantenidos en el rango de calentamiento bajo, se anticipa que las pérdidas en la acumulación de nieve van a ser solamente la mitad de lo
que serían si las temperaturas subieran como se proyecta en el rango de calentamiento
elevado.
Retos para Garantizar el Suministro Adecuado de Agua
El calentamiento global sostenido va a aumentar la presión sobre los recursos
Acumulación de nieve en disminución en California
Promedio histórico (1961–1990)
2070–2099
Rango de calentamiento medio
Clima más seco
Rango de calentamiento bajo
Clima más seco
100%
remanente
40%
remanente
20%
remanente
~0
15
30
45
Nieve el primero de abril medida en niveles equivalente de agua (pulgadas)
Izquierda: Photodisc. Derecha: Corbis
iStockphoto
hídricos de California, los cuales aun hoy en día están explotados sobre
su capacidad por las demandas de una economía y población
crecientes. El derretimiento prematuro de la nieve y el caudal reducido
de los ríos durante la primavera, acoplados con la creciente demanda
de agua causada por un crecimiento demográfico al que se suma un
clima más tórrido, pueden contribuir a que haya una mayor escasez de
agua. Si para fines del siglo las temperaturas aumentan al rango de
calentamiento medio y la precipitación disminuye, el caudal de los ríos
a fines de la primavera puede verse reducido hasta un 30 por ciento.
Las áreas agrícolas pueden sufrir un gran impacto y los agricultores
puede perder casi el 25 por ciento del suministro del agua que
necesitan.
El nivel del mar en ascenso pone en peligro, también, el suministro de agua. El influjo de agua salada degradaría los estuarios de
California, las tierras pantanosas y los acuíferos de agua subterránea.
En particular, la intrusión de agua salada va a amenazar la calidad y
la confiabilidad de la principal fuente de suministro de agua dulce
del estado, que es bombeada desde el extremo sur del Delta de los
ríos Sacramento y San Joaquín.
Para enfrentar las consecuencias más graves del calentamiento
global habrá que implementar cambios radicales en la administración
del agua y en los sistemas de adjudicación de este recurso. A medida
que la precipitación en el invierno caiga más en forma de lluvia que
de nieve, los administradores de agua van a tener que contrapesar la
necesidad de llenar los depósitos de reserva construidos para
suministro de agua con la necesidad de mantener espacios libres en
dichos depósitos a fin de poder protegernos contra las inundaciones
invernales. Para reducir este problema, seria posible construir mas
depósitos de reserva; sin embargo, los costos económicos y medioambientales pueden ser elevados.
Reducción Potencial de Energía Hidroeléctrica
Lo más posible es que las temperaturas más elevadas aumenten la
demanda de electricidad, debido al alto uso de aire condicionado. Si
las temperaturas aumentan dentro del rango de calentamiento
elevado, la demanda anual de electricidad a fines del siglo va a
aumentar hasta en un 20 por ciento, aún si no hubiera crecimiento
demográfico (la implementación de medidas de eficiencia energética
agresivas puede bajar esta estimación).
Al mismo tiempo, el menor caudal de agua que proviene de la
nieve derretida que fluye a las represas va a disminuir el potencial
para la producción de energía hidroeléctrica, la que actualmente
contribuye aproximadamente 15 por ciento de la generación de
electricidad en el estado de California. Si las temperaturas aumentan
al rango de calentamiento medio y la precipitación disminuye entre
un 10 y 20 por ciento, la producción de energía hidroeléctrica puede
verse reducida casi en un 30 por ciento. Sin embargo, las proyecciones de precipitaciones en el futuro son bastante inciertas, por lo cual
es también posible que la precipitación aumente resultando en una
expansión de la producción de energía hidroeléctrica.
Pérdida de Actividades Recreativas de Invierno
Las temperaturas en ascenso, potencialmente empeoradas con la disminución en precipitaciones, pueden plantear el riesgo de escasez de agua en
los sectores urbano y agrícola.
El calentamiento global sostenido tendrá múltiple consecuencias
para el turismo de invierno. Las reducciones en la acumulación de
nieve en la Sierra Nevada causarían que la temporada de esquí
comience más tarde y finalice más temprano. Si las temperaturas
aumentan al rango de calentamiento bajo, para fines del siglo es posible que la temporada de esquí, en las elevaciones media y baja, se
acorte hasta casi en un mes. Si las temperaturas alcanzan el rango de
calentamiento elevado y la precipitación declina, es posible que haya
muchos años sin nieve suficiente para soportar actividades recreativas invernales como esquiar y deslizamiento en tabla sobre la nieve.
NUESTRO CLIMA CAMBIANTE
7
Stephen McMillan
Agricultura
de vino maduren entre uno y dos meses antes de tiempo, lo que
afectará la calidad en todo el estado, con la excepción de los sitios
costeros más frescos (Condados de Mendocino y Monterrey).
Frutas y Nueces
Muchos árboles frutales y de nueces son particularmente sensibles a
los cambios de temperatura, debido a que requieren una cierta
cantidad de horas al año a alta y baja temperaturas. La acumulación
de calor, que consiste en el número total de horas durante las cuales
las temperaturas oscilan entre 45 y 95 °F es crítica para el desarrollo
de los frutos. Las temperaturas en ascenso pueden aumentar la tasa
de desarrollo de las frutas pero, al mismo tiempo, reducir su tamaño.
Horas de enfriamiento en disminución, 2070 – 2099
5,000
Horas de enfriamiento por año
L
a industria agrícola en California, con un valor de treinta
mil millones de dólares, emplea más de 1 millón de
trabajadores. Esta industria es la más vasta y heterogénea
de la nación, surtiendo mas de 300 productos agrícolas, incluyendo la mitad de las frutas y vegetales producidos en el
país. Se anticipa que las emisiones de gases de efecto de invernadero
van a causar cambios generalizados en esta industria, reduciendo la
cantidad y calidad de los productos agrícolas en todo el estado.
Si bien los niveles elevados de dióxido de carbono pueden
estimular el crecimiento de las plantas y aumentar la eficiencia en el
uso del agua en estas plantas, los agricultores de California tendrán
que encarar demandas hídricas más elevadas y un suministro de agua
menos confiable, a medida que las temperaturas suban. El crecimiento y desarrollo de los cultivos va a cambiar, así como la intensidad y
frecuencia de los brotes de pestes y enfermedades. Lo más posible es
que las temperaturas en ascenso agraven la contaminación del aire
con ozono, que hace que las plantas sean más susceptibles a
enfermedades y pestes, lo que interfiere con su crecimiento.
Para prepararse para estos cambios y para adaptarse a los que ya
están ocurriendo, será necesario un esfuerzo mayor para trasladar
cultivos a nuevos lugares, responder a la variabilidad climática y
desarrollar nuevos cultivos y tecnologías agrícolas. Si se lleva a cabo
la investigación adecuada y se hacen los preparativos con suficiente
antelación, es posible que algunas de estas consecuencias negativas
sean reducidas.
4,000
3,000
2,000
Horas
mínimas de
enfriamiento
para
almendras,
manzanas y
nueces
1,000
0
Davis
Temperaturas en Ascenso
El crecimiento de plantas tiende a ser lento a bajas temperaturas y se
acelera cuando las temperaturas ascienden hasta un valor límite. Sin
embargo, el crecimiento acelerado puede producir un desarrollo
menos que óptimo en muchos cultivos, por lo que es más probable
que el aumento de temperaturas afecte adversamente la cantidad y
calidad de producción de varios productos agrícolas de California.
Los cultivos que serian más fuertemente afectados incluyen:
Uvas de Vino
California es el principal productor de vino de la nación y el cuarto a
nivel mundial. Los vinos de alta calidad producidos a lo largo de los
Valles de Napa y Sonoma y a lo largo de la costa septentrional y central
generan un ingreso de más
de 3.2 millones de dólares
por año. Las altas temperaturas durante la temporada de crecimiento pueden
causar la maduración prematura y reducir la calidad
de la uva. Durante las próximas décadas se anticipa que
los aumentos de temperatura van a tener solamente un
efecto moderado sobre la
calidad de las uvas, en la
mayoría de las regiones. Sin
embargo, para fines del
siglo, es posible que las uvas
IndexOpen
8 NUESTRO CLIMA CAMBIANTE
Niveles
1961 – 1990
Fresno
Rango de
calentamiento
bajo
Redbluff
Rango de
calentamiento
medio
Emisiones en aumento
Por ejemplo, los duraznos y las nectarinas crecieron en forma
prematura y fueron cosechados prematuramente debido a las
relativamente altas temperaturas en la primavera del 2004. Sin
embargo, las frutas fueron más pequeñas de lo normal, por lo que
fueron clasificadas como un producto de baja calidad.
El establecimiento apropiado de los retoños requiere una cantidad
mínima de horas de enfriamiento (horas durante las cuales las temperaturas caen por debajo de 45 °F); muy pocas horas pueden causar el
florecimiento tardío o irregular, disminuyendo la calidad de la fruta y
su valor comercial. California está actualmente clasificada como una
región con tiempo de enfriamiento moderado a alto, si bien las horas
se están reduciendo en muchas áreas del estado. Si las temperaturas
aumentan al rango de calentamiento medio, se anticipa que la cantidad de horas de enfriamiento en todo el Valle Central se acerque al
límite crítico para algunos árboles frutales.
Leche
La industria láctea de California, que genera un ingreso de tres mil
millones de dólares, provee casi un quinto de los productos lácteos
de la nación. Las altas temperaturas pueden causar malestar a las
vacas lecheras, reduciendo la producción de leche. La producción comienza a declinar a temperaturas tan bajas como 77 °F, y puede caer
considerablemente a medida que las temperaturas superen los 99 °F.
Si las temperaturas aumentan al rango de calentamiento elevada, se
contracciones de las áreas afectadas por estas
especies nocivas, lo más probable es que los
espacios emergentes se llenen con nuevas o
diferentes especies de malezas.
Crecientes Amenazas de Pestes y
Patógenos
Los agricultores de California tienen que enfrentar
una amplia gama de pestes y patógenos que
dañan los cultivos. Lo más posible es que el cambio
climático sostenido altere la abundancia y tipos de
muchas pestes, prolongue la temporada de reproducción de las mismas y aumente las tasas de crecimiento de estos patógenos. Por ejemplo, en la actualidad el gusano rosado, que es una peste común
de los cultivos de algodón, es un problema solamente en los valles del desierto meridional, porque
no pueden sobrevivir las heladas del invierno que
hay en el resto del estado. Sin embargo, si las temperaturas del invierno
aumentan entre 3 y 4,5 °F, lo más posible es que el área afectada por el
gusano rosado se expanda hacia el norte, lo que puede resultar en
considerables pérdidas económicas y daños ecológicos para el estado.
La temperatura no es la única influencia climática que afecta a las
pestes. Por ejemplo, algunos insectos son incapaces de sobreponerse
a sequías extremas, mientras que otros no pueden sobrevivir en
condiciones extremadamente húmedas. Es más, mientras que el
calentamiento acelera los ciclos vitales de muchos insectos, sugiriendo que los problemas con las pestes pueden agravarse, algunos
insectos pueden en realidad desarrollarse más lentamente, ya que los
niveles elevados de CO2 reducen el contenido proteico de las hojas de
las cuales se alimentan.
Lo más posible es que las temperaturas en ascenso reduzcan la cantidad y calidad de algunos artículos agrícolas, tales como ciertas variedades de árboles frutales, uvas de vino y productos lácteos.
puede esperar que a fines del siglo la producción de leche se reduzca
hasta en un 20 por ciento. Esto es más del doble de la reducción
esperada si los aumentos de temperatura se mantienen dentro o por
debajo del rango de calentamiento bajo.
Expansión de los Rangos de Malezas Agrícolas
En la actualidad, en California, hay más de 20 millones de acres de
tierras cultivadas que están infestadas con malezas nocivas e
invasivas, con un costo anual de cientos de millones de dólares en
medidas de control y pérdida de productividad. Lo más posible es
que el cambio climático sostenido cambie las áreas afectadas por
plantas y malezas invasivas y que altere los patrones de competencia
con las plantas nativas. Se anticipa que habrá una expansión de las
áreas afectada por estas especies nocivas, mientras que es poco
probable que las áreas que ya están significantemente afectadas por
las especies de evolución rápida se reduzcan. Sin embargo, si hubiera
Estreses Múltiples e Interactivos
U.S. Dept. of Agriculture
Si bien los efectos individuales de muchos factores (por ejemplo, temperaturas, pestes, suministro de agua) sobre ciertos cultivos se comprenden cada vez mejor, el tratar de cuantificar las interacciones entre
éstos y otros factores medioambientales es todo un desafío. Por ejemplo, se anticipa que la calidad de ciertas variedades de uva declinará
con el aumento de temperatura pero además la industria de uva de
vino también enfrenta crecientes riesgos de pestes, tales como la saltaRango de expansión proyectado del gusano rosado
rilla conocida en inglés como glassy-winged sharpshooter, que transmite la enfermedad de Pierce. En el año 2002, esta enfermedad bacterango de
condiciones
calentamiento
riana causó daños por más de 13 millones de dólares en el Condado de
actuales
bajo (+ 4,5 °F)
Riverside. La temperatura óptima para el desarrollo de la
enfermedad de Pierce es de 82
°F, por lo que esta enfermedad
es actualmente rara en las regiones septentrional y costera
más
frescas
del
estado. Sin embargo, con el
calentamiento
sostenido,
inhabitable
altamente
estas
regiones
pueden
enfrenCondiciones climáticas para el
habitable
gusano rosado del algodón
tar un riesgo mayor de infec• estaciones meteorológicas
ción del insecto conocido
como glassy-winged sharpA medida que las temperaturas aumenten, se anticipa que el clima se torne más favorable para el gusano roshooter que se alimente de
sado (arriba), una peste para el algodón de importancia en California meridional. El rango geográfico del gulas hojas y que transmita la
sano rosado está limitado por las heladas del invierno, que matan las larvas hibernantes. A medida que las
enfermedad de Pierce.
temperaturas aumentan, las heladas del invierno decrecen, aumentando considerablemente la supervivencia
invernal y la subsiguiente diseminación de la peste por todo el estado.
NUESTRO CLIMA CAMBIANTE
9
Bosques y Áreas Verdes
C
alifornia es una de las áreas más heterogéneas del
mundo en cuanto al clima y a su composición
biológica, sustentando miles de especies vegetales y
animales. La floreciente población humana en el estado
y el consecuente impacto sobre las áreas verdes está
amenazando mucho de este patrimonio biológico. Se anticipa que el
calentamiento global intensificará esta amenaza, al aumentar el
riesgo de incendios forestales y alterar la distribución y carácter de la
vegetación natural.
Incendios Forestales en Aumento
El fuego es una alteración importante para los sistemas ecológicos.
Promueve la diversidad de la vegetación y de la vida silvestre, libera
nutrientes en la tierra y elimina la copiosa acumulación de matorrales
que pueden contribuir al estallido de incendios catastróficos. Sin
embargo, si las temperaturas ascienden al rango de calentamiento
medio, el riesgo de vastos incendios forestales en California puede
aumentar en un 55 por ciento, lo que constituye el doble del aumento que se anticipa si las temperaturas permanecen en el rango de
calentamiento bajo.
Dado que el riesgo de incendios está determinado por una combinación de factores entre los cuales podemos encontrar precipitaciones, vientos, temperatura y condiciones de las áreas verdes y de la vegetación, los riegos de incendios en el futuro no tendrán una
distribución uniforme en el estado. En muchas regiones, la actividad de
El calentamiento global amenaza los ecosistemas alpino y sub-alpino,
que no tienen a dónde trasladarse a medida que la temperatura
aumenta.
Frecuencia de incendios forestales en aumento
2070–2099
Promedio histórico (1961–1990)
Rango de calentamiento bajo
Clima más húmedo
Rango de calentamiento medio
Clima más seco
11%
de aumento
0
10
0,06
0,12
0,19
Probabilidades de un incendio forestal de gran magnitud (más de 200 hectáreas)
NUESTRO CLIMA CAMBIANTE
55%
de aumento
0,25
Cambios en la vegetación, 2070 – 2099
Producción de bosques en
disminución, 2070–2099
Desierto
100
Terreno cuberito
de arbustos
Pasturas
Arboleda de
árboles perennes
Bosque de
árboles perennes
Bosque de
coníferas perennes
Bosque alpino /
Sub-alpino
-100
-50
0
50
100
150
Porcentaje de disminución en relación
con el período 1971 – 2000.
Tipo de vegetación
La vegetación durante el siglo 21 va
a depender tanto
de la temperatura
como de la precipitación. Los puntos
en las columnas
horizontales para
los rangos de calentamiento bajo y
medio reflejan la
vegetación bajo un
clima más húmedo
(azul) y uno más
seco (marrón), proyectado en los diferentes modelos
climáticos. Para el
rango de calentamiento elevado se
consideró solamente un clima
seco.
75
50
25
% de cambio comparado con 1961 – 1990
0
Rango
húmedo / seco
Rango de
calentamiento
bajo
Rango de
calentamiento
medio
Emisiones en aumento
iStockphoto
los incendios forestales dependerá críticamente de futuros patrones
de precipitación. Por ejemplo, si para fines del siglo el aumento de
temperatura ocurre junto con un aumento de la precipitación, se
anticipa que los incendios forestales en los ecosistemas de pasturas y
chaparrales de California meridional van a aumentar en aproximadamente un 30 por ciento, porque una precipitación pluvial durante el
invierno estimulará el crecimiento de más “combustible” vegetal y por
ende, habrá más combustible para quemar durante el otoño. En contraste, para fines del siglo, un clima más tórrido y seco puede promover
hasta un 90 por ciento más de incendios en California septentrional, al
secar e incrementar la combustibilidad de la vegetación forestal.
Vegetación Cambiante
El uso de la tierra y otros cambios causados por el desarrollo económico están alterando los hábitat naturales en todo el estado. El calentamiento global sostenido intensificará estas
presiones sobre los ecosistemas naturales y la
diversidad biológica del estado. Por ejemplo,
en California septentrional, se anticipan que
las temperaturas más cálidas van a cambiar las
especies forestales dominantes de abeto
Douglas y abeto blanco a madroño y
robles. Se cree que la frecuencia de incendios
en las regiones del interior aumentará y
promoverá la expansión de pasturas sobre las
áreas cubiertas hoy en día con arbustos y
bosques. Los ecosistemas alpino y sub-alpino
están entre los más amenazados en el estado;
las plantas adaptadas a estas regiones tienen
poca oportunidad de migrar “cuesta arriba”,
por tanto se cree que declinarán entre un 60 a
80 por ciento para fines del siglo, como
resultado de las temperaturas en aumento.
Rango de
calentamiento
elevado
Coníferas mezcladas
Rango de
calentamiento
bajo
Pinos
Rango de
calentamiento
medio
Emisiones en aumento
estado, de las cuales, el 35 por ciento son bosques comerciales, tales
como plantaciones de pinos. Las proyecciones recientes sugieren que
un calentamiento global sostenido puede afectar adversamente la salud y la productividad de los bosques de California.
Si las temperaturas en el estado
aumentan al rango de calentamiento medio, se cree que para
fines del siglo la productividad
de los bosques de varios árboles
coníferos se reducirá en un 18
por ciento. Se anticipa que para fines del siglo las reducciones en producción de las plantaciones de pinos serán aún más severas, con una
merma de hasta el 30 por ciento.
El riesgo de incendios
forestales extensos
puede aumentar en
hasta un 55 por ciento.
iStockphoto
Declinación en la Productividad
Forestal
Las zonas boscosas cubren el 45 por ciento del
NUESTRO CLIMA CAMBIANTE
11
Niveles Crecientes del Mar
L
Elevación promedio (pulgadas) en comparación con 1990
as 1.100 millas del litoral marítimo de
Niveles crecientes del mar en la Bahía de San Francisco
California son una gran atracción para el
turismo, las actividades recreativas y
15
otras actividades económicas. La costa
es, además, un santuario para ecosistemas
10
únicos que están entre los que corren más riesgo del
mundo. A medida que el calentamiento global
5
continúe, las regiones costeras de California estarán
cada vez más amenazadas por los crecientes niveles
del mar, tormentas costeras más intensas y
0
temperaturas del agua más cálidas.
Durante el siglo pasado, los niveles del mar a lo
-5
largo de la costa de California subieron aproximadamente siete pulgadas. Se cree que para fines del
-10
siglo, el nivel del mar subirá entre 22 y 35 pulgadas
más, si las emisiones que retienen calor continúan
en forma sostenida y las temperaturas aumentan al
-15
1900
1925
1950
rango de calentamiento elevado. Los niveles del mar
1975
2000
de esta magnitud inundarán las áreas costeras con
agua salada, acelerarán la erosión de la costa,
amenazarán diques vitales de contención y sistemas de agua del
estando solamente 20 pies sobre el nivel del mar.
interior y desestabilizarán las zonas pantanosas y los hábitat naturaSi bien los diques de contención fueron construidos para contener
les.
las inundaciones que ocurrían una vez cada 100 años, un aumento
del nivel de 12 pulgadas (proyectado en el rango de calentamiento
Inundaciones Costeras en Aumento
medio de temperaturas) tendría como consecuencia que estos
Se cree que la combinación de tormentas de invierno cada vez más
eventos en vez de ocurrir cada 100 años ocurran una vez cada 10
rigurosas, el incremento promedio del nivel del mar, y las mareas
años en promedio.
causarán inundaciones , erosiones y daños mas frecuentes y severos
Las inundaciones pueden causar daños considerables y enormes
a las estructuras costeras. Muchas áreas costeras de California corren
pérdidas financieras. En el pasado, las inundaciones repetidamente
un riesgo considerable de daños por inundaciones. Por ejemplo, la
han abierto brechas en los diques de contención que protegen los
ciudad de Santa Cruz está construida en la llanura aluvial que
suministros de agua potable y las islas del Delta de la Bahía de San
históricamente se inunda en promedio una vez cada 100 años,
Francisco, así como los frágiles estuarios marinos y zonas pantanosas
Robert A. Epplett/Oficina de Servicios de Emergencia del Gobernador de CA
Crecientes niveles del mar y tormentas más intensas pueden aumentar el riesgo de inundaciones costeras.
12
NUESTRO CLIMA CAMBIANTE
Para fines del siglo,
los niveles del mar
pueden subir hasta
tres pies, acelerando
la erosión costera,
amenazando diques
de contención vitales
y desestabilizando las
zonas pantanosas.
iStockphoto
El calentamiento global sostenido va a requerir grandes cambios
en el control de inundaciones. En muchas regiones, tales como el
Valle Central, donde la urbanización y la capacidad limitada de los
canales de los ríos ya están agravando los riesgos de inundaciones,
los daños causados por éstas inundaciones y los costos de control de
inundaciones puede ocasionar varios miles de millones de dólares en
costos adicionales.
Playas más Angostas
Los crecientes niveles del mar y la mayor erosión causada por las
tormentas de invierno pueden angostar muchas de las playas de
California en el futuro. Actualmente, muchas playas están protegidas
de la erosión por medio de programas de reposición (o “nutrición”),
que traen arena de fuentes externas, para reemplazar el decreciente
suministro natural de arena. De hecho, muchas de las playas anchas
en California meridional alrededor de Santa Mónica, Venice y
Newport Beach fueron creadas y son mantenidas completamente
por medio de programas de reposición suministrando arena en
forma artificial. Cuanto más suban los niveles del mar, más grandes
tendrán que ser los volúmenes de arena de reemplazo que se van a
necesitar para mantener el ancho y la calidad de las playas. Actualmente los programas de nutrición de playas de California cuestan
millones de dólares por año. A medida que el calentamiento global
continúe, los costos de los programas de nutrición de playas aumentarán y en algunas regiones la reposición de playas ya no será viable.
Múltiples Causas de Inundaciones Costeras
Muchas playas de California están amenazadas por los crecientes
niveles del mar y el incremento de la erosión, una consecuencia del
calentamiento global.
en todo el estado. Esto ha ocurrido a pesar de los extensos trabajos de
ingeniería diseñados para evitar estos problemas. El incremento
sostenido del nivel del mar incrementará aún más la vulnerabilidad de
los diques de contención. Algunas de las inundaciones más extremas
durante las últimas décadas ocurrieron durante aquellos inviernos
cuando la corriente El Niño calentó las aguas, lo que contribuyó a la
formación de tormentas más intensas. Durante los inviernos de los
bienios 1982–1983 y 1997–1998, por ejemplo, el nivel del mar
extraordinariamente alto y marejadas causadas por las tormentas
ocasionaron millones de dólares en daños en el área de la Bahía de San
Francisco. También se inundaron algunas autopistas, mientras que
olas de seis pies afectaron las estructuras de protección costeras resultando en la destrucción de valiosos inmuebles cerca de las playas.
Proyecciones del nivel del mar
Nivel medio del mar (pulgadas) en relación
con los valores de 1990.
40
ESCENARIOS DE
EMISIONES DEL IPCC
30
20
10
0
-10
1900
1950
2000
2050
2100
M
uchos factores afectan el nivel del mar y las inundaciones costeras, incluyendo las mareas altas, las olas,
la temperatura del agua del mar, y las tormentas. Los
niveles del mar fluctúan a diario, mensualmente y por las estaciones, con las mareas más amplias ocurriendo durante el
invierno y el verano y cuando la luna está en las fases nueva y
llena. A menudo, los niveles del mar son más elevados durante
los inviernos afectados por la corriente El Niño, cuando el
Océano Pacífico oriental está más caliente de lo normal y los
patrones de vientos del oeste son reforzados.
Las inundaciones costeras ocurren generalmente durante
las tormentas de invierno, las cuales traen consigo fuertes
vientos y olas altas. Los vientos de tormenta tienden a elevar
los niveles del agua a lo largo de la costa y a producir altas olas
al mismo tiempo, incrementando el riesgo de las olas dañinas
— cuando las olas duplican su altura, su energía es cuatro
veces más potente. Cuando estos factores coinciden con las
mareas altas, las probabilidades de daños costeros aumentan
sustancialmente.
Es posible que a medida que los niveles del mar suban, las
fases de inundación en el Delta Sacramento/San Joaquín del
estuario de la Bahía de San Francisco puedan subir también,
poniendo cada vez más presión en los diques de contención
del Delta. Esta amenaza puede ser considerable porque la
fuerza adicional aplicada sobre los diques de contención es
proporcional al cuadrado del aumento del nivel del mar. Las
estimaciones usando observaciones históricas y las proyecciones de modelos climáticos sugieren que si los niveles del mar
suben más rápido que en el pasado, resultaría en niveles de
agua muy altos en la Bahía y en el Delta también. Lo más
posible es que estos extremos ocurran durante las tormentas,
causando más daños severos con sus olas e inundaciones.
NUESTRO CLIMA CAMBIANTE
13
Fotos de arriba, a la derecha y a la izquierda: Photos.com. Abajo: CA Fuel Cell Partnership
Las tecnologías de energía y automovilística más limpias pueden ayudar a California a reducir las emisiones que contribuyen al calentamiento global, a mejorar la
calidad del aire y a proteger la salud pública.
Control del Calentamiento Global
El calentamiento global sostenido va a tener impactos generalizados y considerables en California.
Contamos en la actualidad con soluciones para reducir las emisiones y minimizar estos impactos.
de junio de 2005, el Gobernador Arnold Schwarzenegger firmó
Las proyecciones presentadas en este análisis sugieren que
un decreto ejecutivo (N° S-3-05) que fija metas para una reducmuchas de las consecuencias más severas que se anticipan en
ción considerable de las emisiones originalos rangos de calentamiento medio a elevado
en California, que contribuyen al calentapueden ser evitadas si se reducen las emisioLas acciones de California das
miento global. El decreto ejecutivo requiere
nes de los gases de efecto de invernadero, de
que para el año 2020 se reduzcan las emisiotal manera que se puedan mantener los
pueden conducir el
nes que retienen calor a los niveles que
aumentos de temperatura a o por debajo del
existían en 1990 y que para el 2050, las emisiones
rango de calentamiento bajo (p.ej., un
progreso global para
estén un 80 por ciento por debajo de los
aumento de no más de 5,5 °F). Sin embargo,
niveles de 1990. Estas metas estimularán la
aun si se reducen las emisiones considerableenfrentar el
innovación tecnológica que contribuirá a
mente, las investigaciones científicas indican
transición hacia sistemas energéticos y
que algunos cambios climáticos son inevitacalentamiento global. una
de transporte más eficientes y renovables.
bles. Por esta razón es esencial que se hagan
planes para enfrentar estos cambios aun cuando dichos planes no puedan evitar totalmente los problemas
Cómo Hacer Frente a los Cambios Climáticos
asociados con el calentamiento global.
Inevitables
Reducción de Emisiones que Retienen Calor
La estrategia más importante para desacelerar la tasa de calentamiento global es reducir las emisiones que retienen calor. El 1°
14
NUESTRO CLIMA CAMBIANTE
Dado que el calentamiento global ya es una realidad y dado
que cierto grado de calentamiento adicional es inevitable,
debemos también prepararnos para los cambios que ya están
en camino.
Síntesis de los impactos proyectados debidos al calentamiento global, 2070–2099
(comparado con el período 1961–1990)
13˚F
12
11
Escenarios
de emisiones
elevadas
10
Rango de
calentamiento
elevado
(8 –10,5 ° F)
9
8
Escenarios
de emisiones
medias –
elevadas
Escenarios
de emisiones
bajas
7
6
Rango de
calentamiento
medio
(5,5 – 8 °F)
5
4
3
2
1
0
Rango de
calentamiento
bajo (3 – 5,5 °F)
• 90% de pérdida de acumulación de nieve en la Sierra
• 22 a 30 pulgadas de aumento del nivel del mar
• 3 a 4 veces más días con olas de calor en los principales
centros urbanos
• 4 a 6 veces más muertes relacionadas con el calor en los
principales centros urbanos
• 2,5 veces más años secos en niveles críticos
• 20% de incremento en la demanda energética
• 70 a 80% de pérdida de acumulación de nieve en la Sierra
• 14 a 22 pulgadas de aumento del nivel del mar
• 2,5 a 4 veces más días con olas de calor en los principales
centros urbanos
• 2 a 6 veces más muertes relacionadas con el calor en los
principales centros urbanos
• 75 a 85% de aumento de días que contribuyen a la formación
de ozono*
• 2 a 2,5 veces más años secos en niveles críticos
• 10% de incremento en la demanda de energía eléctrica
• 30% de caída en la producción forestal (pinos)
• 55% de aumento en el riesgo de grandes incendios forestales
• 30 a 60% de pérdida de acumulación de nieve en Sierra
• 6 a 14 pulgadas de aumento del nivel del mar
• 2 a 2,5 veces más días con olas de calor en los principales
centros urbanos
• 2 a 3 veces más muertes relacionadas con el calor en los
principales centros urbanos
• 25 a 35% de aumento de días que contribuyen a la formación
de ozono*
• Hasta 1,5 veces más años secos en niveles críticos
• 3 a 6% de incremento en la demanda de energía eléctrica
• 7 a 14% de caída en la producción forestal (pinos)
• 10 a 35% de aumento en el riesgo de grandes incendios forestales
* Para lugares con alta concentración de ozono en Los Ángeles (Riverside) y el Valle de San Joaquín
La preparación para estos cambios que son inevitables va a
requerir que se minimicen otros factores que agobian los
sistemas ecológicos altamente sensibles y que se consideren
los riesgos climáticos cuando se desarrollan estrategias de planificación a largo plazo.
Liderazgo de California
tes, tales como la adopción de estándares agresivos para
controlar las emisiones provenientes de los automobiles, el uso de
fuentes de energía renovable, y el uso más eficiente de la energía.
Sin embargo, esos programas por sí solos no serán suficientes para
alcanzar las metas adoptadas por el gobernador.
Para alcanzar estas ambiciosas metas, California
tendrá que sustentarse en su liderazgo en cuestiones de medioambiente y desarrollar nuevas
estrategias y tecnologías para reducir emisiones.
California no puede estabilizar el clima por
sí sola, sin embargo, las acciones del estado
pueden conducir al progreso global. Si el
mundo industrializado siguiera las metas de
reducción de emisiones establecidas en el decreto ejecutivo de California, y las naciones en
vías de desarrollo redujeran sus emisiones de acuerdo con lo
que se estima para ellas en el escenario de emisiones bajas (B1)
presentado en este análisis, podríamos estar encaminados para
impedir que las temperaturas aumenten al rango de calentamiento medio o elevado (y posiblemente aún el bajo), evitando,
de esta manera, las consecuencias más severas del calentamiento global.
Las severas consecuencias se pueden
evitar si se reducen
las emisiones que
retienen calor.
California ha sido un líder tanto en el apoyo de la
ciencia de los cambios climáticos como en la
identificación de soluciones. El Centro de Cambios Climáticos de California es uno de los primeros —y tal vez el único— institutos de investigación patrocinados por un estado en la nación
dedicado a la investigación de los cambios
climáticos. Otras instituciones estatales como el
Comité de Recursos Atmosféricos (Air
Resources Board) también respalda la investigación del cambio climático. La continuación de esta sólida agenda de investigación es crítica para el desarrollo de estrategias efectivas,
para encarar el calentamiento global en California.
Además, el estado ha estado a la vanguardia de los esfuerzos
para la reducción de las emisiones de los gases de efecto de
invernadero, promulgando políticas que han sentado preceden-
NUESTRO CLIMA CAMBIANTE
15
El texto completo del reporte Escenarios Climáticos incluyendo toda la documentación científica sobre los cuales este estudio se basa están
disponibles en el Internet en www.climatechange.ca.gov . Los científicos que participaron en este estudio son:
Ronald Neilson
Jeremy Fried
Servicio Forestal USDA
Servicio Forestal USDA
Marcelo Olivares
J. Keith Gilless
Universidad de California, Davis
Universidad de California, Berkeley
Roy Peterson
Andrew Paul Gutierrez
Departamento de Recursos Hídricos
Universidad de California, Berkeley
Luigi Ponti
Michael Hanemann
Universidad de California, Berkeley
Universidad de California, Berkeley
David Purkey
Julien Harou
Instituto de Patrimonio Natural
Universidad de California, Davis
William J. Riley
Katharine Hayhoe
Laboratorio Nacional Lawrence Berkeley
Investigación y Asesoramiento ATMOS
Timothy Robards
Richard Howitt
Protección Contra Incendios de California
Universidad de California, Davis
Universidad de California, Berkeley
Louise Jackson
Alan Sanstad
Universidad de California, Davis
Laboratorio Nacional Lawrence Berkeley
Marion Jenkins
Benjamin D. Santer
Universidad de California, Davis
Laboratorio Nacional Lawrence Livermore
Jiming Jin
Nicole Schlegel
Laboratorio Nacional Lawrence Berkeley
Universidad de California, Berkeley
Brian Joyce
Frieder Schurr
Instituto de Patrimonio Natural
Universidad de California, Berkeley
Laurence Kalkstein
Kate Scow
Universidad de Delaware
Universidad de California, Davis
Michael Kleeman
Scott Sheridan
Universidad de California, Davis
Universidad Kent State
John LeBlanc
Clara Simón de Blas
Universidad de California, Berkeley
Universidad Rey Juan Carlos (España)
James Lenihan
Scott Stephens
Servicio Forestal USDA
Universidad de California, Berkeley
Rebecca Leonardson
Stacy Tanaka
Universidad de California, Berkeley
Universidad de California, Davis
Amy Lynd Luers
Margaret Torn
Coalición de Científicos Concientes
Laboratorio Nacional Lawrence Berkeley
Jay Lund
Mary Tyree
Universidad de California, Davis
Instituto Oceanográfico Scripps
Kaveh Madani
R.A. VanCuren
Universidad de California, Davis
Comité de Recursos Atmosféricos de California
Edwin Maurer
Sebastian Vicuna
Universidad de Santa Clara
Universidad de California, Berkeley
Josue Medellin
Kristen Waring
Universidad de California, Davis
Universidad de California, Berkeley
Norman Miller
Anthony Westerling
Laboratorio Nacional Lawrence Berkeley
Instituto Oceanográfico Scripps
Tadashi Moody
Simon Wong
Universidad de California, Berkeley
Universidad de California, Berkeley
Max Moritz
David Yates
Universidad de California, Berkeley
Centro Nacional de Investigación Atmosférica
Susanne Moser
Centro Nacional de Investigación Atmosférica Tingju Zhu
Instituto Internacional de Investigación de Políticas
Nehzat Motallebi
Comité de Recursos Atmosféricos de California de Alimentos
Julio de 2006
CEC-500-2006-077
Este resumen fue preparado por Amy Lynd Luers (Coalición de Científicos Conscientes), Daniel R. Cayan (Instituto Oceanográfico Scripps),
Guido Franco (Comisión de Energía de California), Michael Hanemann (Universidad de California, Berkeley) y Bart Croes (Comité de Recursos Atmosféricos de California).
Si desea obtener más información, póngase en contacto con:
Guido Franco
Daniel R. Cayan
Amy Lynd Luers
Comisión de Energía de California
[email protected]
http://www.climatechange.ca.gov
Instituto Oceanográfico Scripps
[email protected]
http://meteora.ucsd.edu/cap
Coalición de Científicos Conscientes
[email protected]
http://www.climatechoices.org
Este informe fue patrocinado en parte por la Comisión de Energía de California y la Agencia de Protección Medioambiental de California.
El material que contiene este documento no representa necesariamente los puntos de vista de las agencias patrocinantes o del Estado de California.
Design & Production: David Gerratt/NonprofitDesign.com. Printed on recycled paper using soy-based inks.
Jamie Anderson
Departamento de Recursos Hídricos
Michael Anderson
Departamento de Recursos Hídricos
Dominique Bachelet
Universidad del Estado de Oregon
Dennis Baldocchi
Universidad de California, Berkeley
John Battles
Universidad de California, Berkeley
Gregory Biging
Universidad de California, Berkeley
Celine Bonfils
Universidad de California, Merced
Peter Bromirski
Instituto Oceanográfico Scripps
Benjamin Bryant
Instituto Oceanográfico Scripps
Timothy Cavagnaro
Universidad de California, Davis
Daniel R. Cayan
Instituto Oceanográfico Scripps
Francis Chung
Departamento de Recursos Hídricos
Bart Croes
Comité de Recursos Atmosféricos de California
Larry Dale
Laboratorio Nacional Lawrence Berkeley
Adrian Das
Universidad de California, Berkeley
Michael Dettinger
Instituto Oceanográfico Scripps
Thibaud d’Ouitremont
Universidad de California, Berkeley
John Dracup
Universidad de California, Berkeley
Raymond Drapek
Universidad del Estado de Oregon
Deborah Drechsler
Comité de Recursos Atmosféricos de California
Philip B. Duffy
Laboratorio Nacional Lawrence Livermore
Daniel Easton
Departamento de Recursos Hídricos
C.K. Ellis
Universidad de California, Berkeley
Reinhard Flick
Departamento de Actividades Náuticas
y Vías Navegables
Michael Floyd
Departamento de Recursos Hídricos
Guido Franco
Comisión de Energía de California
Fly UP