...

Mano hendida: clasificación, diagnostico diferencial y tratamiento

by user

on
Category: Documents
2

views

Report

Comments

Transcript

Mano hendida: clasificación, diagnostico diferencial y tratamiento
ISSN 1515-1786
Rev. Asoc. Arg. Ortop. y Traumatol. Vol. 63, № 2, págs. 53-57
Mano hendida: clasificación, diagnóstico diferencial
y tratamiento
M. H. SLULLITEL
Jefe del Departamento del Hospital de Emergencias de Rosario. Rosario. Provincia de Santa Fe.
RESUMEN: Se intenta actualizar el tenia, ahondando en la embriogénesis de la mano hendida; se adhiere a la teoría de que se trata de una polisindactilia
que se atrofia antes del nacimiento. Se presentan 9
casos de pacientes, 17 manos afectadas que se clasifican de acuerdo con Watari. Se describe detalladamente la clínica. El diagnóstico diferencial se establece por las agenesias longitudinales radiales y
cubitales, las bridas circulares y los síndromes de
Apert, Polland, etcétera. Además, se establecen diagnósticos diferenciales entre distintos pies hendidos.
TRATAMIENTO: No estamos de acuerdo con el cierre
de la comisura realizado con partes blandas, porque
los resultados son malos. En cambio, sugerimos el
cierre de la comisura por medio de una osteotomía de
traslado y desrotación. Cuando la mano es del tipo 6,
a veces sólo hace falta profundizar la comisura, otras,
se requiere separar la comisura, y practicar osteotomía de desrotación. En caso de sindactilia entre el
pulgar y el índice, y hendidura entre el índice y el
resto de los dedos, se propone la técnica de Snow y
Littler, técnica difícil, con posibles complicaciones,
pero que ofrece una solución estética en un solo tiempo quirúrgico.
PALABRAS CLAVE: Mano hendida.
CLEFT HAND: CLASIFFICATION, DIFFERENTIAL
DIAGNOSIS, AND TREATMENT
ABSTRACT: The cleft hand is a congenital pathology that actually has a lot of questions without answer.
This is an update, taking care of the embriogénesis,
believing in the theory of Watari, who emphasize that
this is a polisyndactily that atrophy in the fetus. The
differential diagnosis is done with longitudinal deficiencies, ulnar or radial, constriction band syndrome,
generalized syndromes as Apert or Polland. We show
Correspondencia
Dr. M. H. SLULLITEL
Larrechea 348 (2000)
Rosario Pcia. De Santa
Fe Argentina.
9 cases of cleft hand with 17 hands involved.
TREATMENT: We do not suggest the closure of the
cleft only with soft tissues, because this doesn't give
good results. We suggest an osteotomy with relocation of the index metacarpus in the middle one. When
there is a syndactily between thumb and index coexisting with a cleft hand, we do a Snow-Littler procedure. This technique is not easy, but done with care,
gives good results and it is done in only one stage.
KEY WORDS: Cleft
hand.
La denominación "mano hendida" tiene diversas
acepciones, a saber: en español, mano en cangrejo,
pinza de langosta; en francés, pince de hommard,
main en fourche, y en inglés, cleft hand, lobster hand.
El síndrome clínico de mano hendida es el siguiente:
1. Pérdida del dedo índice o adyacentes.
2. Profundización de la comisura hasta la base del
metacarpo.
3. Sindactilia de los dedos adyacentes.
4. Contractura en flexión de los dedos remanentes.
Para ubicar esta entidad en alguna clasificación,
debemos revisar someramente la historia de las clasificaciones de las malformaciones congénitas del
miembro superior, desde 1937 en adelante.
Max Lange en 1937, Barsky en 1964, Blauth en
1976,1 Watari Tsuge en 1979 y Swanson ASSH10 en
1980, divulgan sus clasificaciones.
La Federación Internacional de Cirugía de la Mano
acepta la de Swanson,9 que consta de 7 grupos, a saber:
1. Detención del desarrollo (defecto de formación).
• Agenesias transversales
• Agenesias longitudinales
- Componente radial (preaxial)
- Componente cubital (posaxial)
- Componente central
2. Falta de diferenciación o separación.
3. Duplicaciones.
4. Hipocrecimiento.
Tratamiento
5. Hipercrecimiento.
6. Bridas.
7. Anomalías generalizadas
Dentro del grupo 1 (detención del desarrollo o defecto
de formación), la mano hendida sería una "agenesia longitudinal del componente central" (Barsky 1964).2,11
En 1979, Watari14 modifica este concepto y preconiza
que la mano hendida es "una sindactilia que in útero
atrofia el componente central" y afirma que se la puede
incluir en esta fisiopatología. El autor divide las malformaciones en 6 grupos.
En 1990, Oggino6"8 propone una modificación de las
malformaciones congénitas de I.F.S.S.H., también divididas en 7 grupos:
1. Falta de formación de partes (simbraquidactilias).
a) Deficiencias transversales.
b) Deficiencias longitudinales (radial, cubital).
c) Focomelia.
2. Defecto de diferenciación.
a) Sinostosis.
b) Sinfalangismo.
c) Contracturas (artrogrifosis, camptodactilia).
3. Duplicaciones.
4. Falla de inducción de los dígitos: óseas - partes
blandas.
(El resto queda igual a la clasificación de la
I.F.S.S.H.)
En el primer grupo, Oggino incluye defectos de formación de partes, y excluye la mano hendida, a la que
considera falla de inducción de los dígitos. A su vez, subdivide al grupo 4 en falla de inducción de los dígitos
óseos o de partes blandas.
Nosotros adherimos a la clasificación de Watari14 y a
su fisiopatología.
Material y método
Lo que sigue es el resultado de la experiencia acumulada en el Hospital de Emergencias Clemente Alvarez,
en el Hospital de Niños Víctor J. Vuela y en la práctica
privada de los autores.
Como destacamos anteriormente, nos remitimos a la
clasificación de Watari. Ya mencionamos que esta clasificación consta de 6 grupos y que, a nuestro entender se
acerca bastante a la naturaleza.
Nuestras estadísticas incluyen 9 casos de pacientes y
17 manos afectadas. Se trata de casos que ilustran casi
todas las posibilidades de Watari (tipo 1, 2 casos; tipo 2,
1 caso; tipo 3, 1 caso; tipo 5, 2 casos; tipo 6, 2 casos, y no
hubo casos tipo 4). Hubo 1 solo caso que no se pudo
encuadrar dentro en ningún esquema (Fig.l).
Cronología
El momento de realizar la cirugía es fundamental
para la evolución posterior. Se debe realizar de acuerdo
con el siguiente criterio:
1. Entre 6 y 12 meses: separar sindactilias (entre pulgar e
índice principalmente). Moses, J.5
2. De 2 a 3 años: separar parte ósea.
3. Después de los 3 años: corregir contracturas.
Objetivos
1.
2.
3.
4.
5.
Según Miura,4 los objetivos son:
Reducción de comisura.
Separación de sindactilias.
Extirpación de hueso triangular.
Osteotomía de alineación y traslado.
Eliminación de las contracturas.
Técnicas quirúrgicas
A continuación, se detallan los tratamientos aplicados en la actualidad:
a) Cierre de la hendidura con plástica de partes
blandas:
1. El cierre de la piel de una mano hendida es un cierre
plástico en zeta con una pequeña lengüeta que sirve de
puente para cerrar la comisura.
2. Con respecto a los tendones extensores, cuando un
remanente de una falange media, esta última siempre
tiene el tendón extensor. El tendón debe ser dividido
por la mitad y utilizado como activador de los
intrínsecos adyacentes, para intentar cerrar la
comisura.
3. Para poder cerrar el espacio intermetacarpiano sin
hacer ninguna osteotomía, es necesario hacer alguna
rienda entre los metacarpianos. Se presentan dos
opciones. Una de ellas es un ligamento metacarpiano
transverso con una solapa de la polea 1; la otra, una
lazada con un tendón entre los metacarpianos para
intentar cerrar el espacio (Ueba Y).13
b) Cierre de la comisura con osteotomía y traslado
metacarpal:
Se realiza mediante osteotomía de la base del índice
con traslado y rotación, para ubicarlo en el lugar del
remanente del dedo medio.
c) Cierre de comisura con estructura triangular:
A veces, la mano hendida tiene lo que se denomina 2a
falange intercalada, lo que genera una estructura triangular (Joachim Stahl).
Esto significa que una de las falanges queda acosta-
Figura 1. Cuadro clínico radiológico
da entre los metacarpianos. En este caso, la mano hendida
es muy difícil de tratar. Es necesario realizar una resección
muy importante de toda la estructura triangular ósea y luego
practicar osteotomías y transposición de los dedos y/o cuñas,
para tratar de alinearlas lo mejor posible.
d) Falange triangular:
Otro de los problemas óseos a tratar en la mano hendida
es el de los dedos adyacentes con una falange delta, productora de clinodactilia. Es muy importante tratar esa falange
delta para que el dedo no se deforme a posteriori.
nica muy arriesgada que hemos aplicado en 2 casos, para
intentar tallar un colgajo en isla palmar de la hendidura de la
comisura, levantándolo con su pedículo y trasponiéndolo a la
brecha que provocamos al separar la sindactilia entre el dedo
índice y el pulgar. Este dedo índice debe ser separado, osteotomizado y alineado en el remanente del dedo medio. Al
practicar la comisura en isla hay que tener mucho cuidado de
no extenderse hacia la parte dorsal, porque se puede necrosar
el extremo final del colgajo.12
Discusión
e) Mano hendida con dos dígitos (Tipo 6):
Cuando la mano hendida es de tipo 6, en algunos casos hay muy poco que hacer, como, no sea profundizarla
para lograr una buena pinza lateral. Otros casos son más
complejos, por ejemplo, una mano hendida con sindactilia,
en la cual hay que separar los dedos y posteriormente realizar una osteotomía de abducción, para intentar obtener una
pinza lateral.
Existen patologías similares que pueden confundir el
diagnóstico. Las siguientes entidades contribuyen al diagnóstico diferencial:
í) Mano hendida compleja con sindactilia entre
pulgar e índice:
Para las manos hendidas complejas de tipos 3 y 4, existe una técnica que intenta resolverlas con una sola operación. Es la técnica Snow-Litter. Se trata de una téc-
La confusión más común se produce entre las bridas
circulares, la mano hendida y la sinbraquidactilia. La diferencia con la acrocefalosindactilia o síndrome de Apert a
veces es muy sutil, porque ambos se asocian con una mano
hendida y con todas sus características. Sin
• Agenesia longitudinal (cubital - radial).
• Síndromes complejos (Apert-Polland).
• Bridas circulares.3
• Otros defectos de diferenciación (sinbraquidactilias).
embargo, en el síndrome de Apert hay una malformación característica de la cara, acrocefalia con hipertelorismo.
El cuadro más completo de mano hendida incluye el
pie hendido y es muy similar al de la mano. El diagnóstico
diferencial más importante de esta localización se establece entre el pie del síndrome de Apert y el pie de bridas
circulares.
La elección del tratamiento es controversial. Según
nuestra experiencia, en los 3 casos en los que se realizó el
cierre plástico de la comisura sola (en los que faltaba el
dedo medio), no hubo buena evolución; este tipo de cierre
de partes blandas necesariamente provoca una malrotación del dedo índice y una superposición de estos
dedos cuando se hace el puño, como consecuencia de no
Figura 2. Malrotación de los dedos
luego de un cierre con partes
blandas únicamente.
Figura 3. Resultado final de la
técnica de Snow-Littler,
haber realizado un traslado del metacarpiano (Fig. 2).
Para nosotros, el procedimiento de elección es la
osteotomía de la base del dedo índice y traslado al esbozo del dedo medio, cuidando la rotación. Se presenta un
caso en el que se realizó osteotomía del dedo y cierre de
la comisura con los procedimientos de cirugía plástica
mencionados anteriormente (Fig. 3). El resultado estético
es bastante bueno; se logra un buen puño sin déficit en la
rotación cuando se cierra la mano y sin superposición de
los dedos.
Es bastante frecuente que estos pacientes requieran
más de una operación, porque por más que se tomen
todas las precauciones, a veces hay defecto de rotación y
de angulación lateral, que empeoran con los años.
Con lo que la naturaleza nos da en estos casos inten-
tamos obtener el mejor resultado estético pero, cuando no
es posible, muchas veces la amputación resulta más
estética que la conservación de un dedo atrófico.
Conclusión
El estudio de las malformaciones congénitas sigue
avanzando y aún hay mucho por develar. Por ejemplo: a)
en qué momento se produce la malformación y cuál es la
noxa que la determina; b) cuáles son los criterios reales
de clasificación; c) cuándo es el momento apropiado para
realizar la intervención quirúrgica, y d) cuál es la técnica
correcta en cada caso.
Es evidente que la mejor solución al problema de las
malformaciones congénitas no está en cómo corregirlas
sino en cómo evitarlas.
Referencias bibliográficas
1. Blauth, W, y Gekeler, J: Zur Morphologie und Klassifikation der Symbrachydaktylie. Handchir Mikrochir Plast Chir, 18: 161-95, 1986.
2. Buck-Gramcko, D: Symbrachydactylie, classification et traitement chirurgical. En: Gilbert, A; Buck-Gramcko, D; Lister, G, eds. Les
Malformations Congenitales du Membre Superieur. Paris: Expansion Scientifique Francaise; 98-106, 1991.
3. Hall, E.J; Johnson-Giebnik, R, y Vasconez, LO: Management of the ring constriction syndrome: a reappraisal. Plast Recontr Surg, 69:
532-536, 1982.
4. Miura T: Syndactyly and split hand. Hand, 10: 99-103, 1978.
5. Moses, JM; Flatt, AE, y Cooper, RR: Annular constricting hands. J Bone Joint Surg Am, 61 A: 562-565, 1979.
6. Ogino, T: Clinical and experimental study on the teratogenic mechanisms of cleft hand polydactyly and syndactyly. J Jpn Orthop Assoc, 53:
535-43, 1979.
7. Ogino, T, y Kalo, H: Clinical and experimental studies on teratogenic mechanisms of congenital absence of longitudinal deficiencies. Cong
Anom, 33: 187-96, 1993.
8. Ogino, T: Teratogenic relationship between polydactyly syndactyly and cleft hand. J Hand Surg, 15B: 201-9, 1990.
9. Swanson, AB: A classification for congenital limb malformations. J Hand Surg, 1: 8-22, 1976
10. Swanson, AB; Swanson, GG, y Tada, K: A classification for congenital limb malformations. J Hand Surg, 8A: 693-702, 1983.
11. Tada, K; Yonenobu, K, y Swanson, AB: Congenital central ray deficiency in the hand: a survey of 59 cases and subclassification. J Hand
Surg, 6:434-441, 1981.
12. Tsuge, K: Atlas of hand surgery: Year Book Medical Publishers, Inc.; 6: 434-441, 1981
13. Ueba, Y: Plastic surgery for the cleft hand. J Hand Surg, 6: 557-560, 1981.
14. Watari, S, y Tsuge, K: A classification of cleft hands, based on clinical findings: theory of developmental mechanism. Plast Reconstr Surg,
64: 381-389, 1979.
Fly UP