...

Las princesas también se tiran pedos

by user

on
Category: Documents
0

views

Report

Comments

Transcript

Las princesas también se tiran pedos
Las princesas también se tiran pedos
Al regresar de la escuela, Laura llamó a su padre y le preguntó:
-
¿Las princesas también se tiran pedos?
-
¿Por qué quieres saber eso? – le preguntó su padre, curioso.
-
Es que, por la escuela, dicen cosas... Pero, antes de contarte qué ha
pasado, quiero que respondas a mi pregunta.
-
Creo que sí, que las princesas también se tiran pedos –le respondió su
padre, con toda la delicadeza del mundo.
-
No puede ser, papá; la discusión que hemos tenido en la escuela ha sido
por eso. Marcelo nos ha dicho, a las niñas, que Cenicienta se tira muchos
pedos. Todas le hemos dicho que eso es imposible, que ninguna princesa
del mundo se tira pedos. Pero ahora creo que Marcelo podría tener
razón... Papá ¿tú cómo sabes que las princesas se tiran pedos?
El padre, a quien le gustaban los libros y las buenas historias, como a su hija, se
levantó, se dirigió a la biblioteca, miró a Laura y le hizo un gesto con el dedo
sobre sus labios. Le decía que debían permanecer en silencio. Tras unos minutos
de búsqueda, el padre encontró un libro que, por su aspecto, debía de tener más
de doscientos años.
-
¿qué es eso, papá?
El padre puso cara de misterio, se acercó con su hija al escritorio, cerró la puerta
de la biblioteca y le dijo, en un susurro:
-
Este es el libro secreto de las princesas
Al oír estas palabras, el corazón de Laura se debocó.
-
¿Y qué cuenta este libro, papá?
-
Todos los secretos de las princesas más famosas del mundo. Incluso hay
un capítulo titulado “Problemas gastrointestinales y flatulencias de las
princesas más encantadoras del mundo”.
-
¿Problemas gastrointestinales y flatulencias de las princesas más
encantadoras del mundo? ¿Qué quiere decir eso, papá?
-
En este capítulo tenemos relatos muy secretos sobre los pedos que se han
tirado las princesas. ¿Por quién quieres que empecemos?
-
¡Por Cenicienta, papá, por Cenicienta!
El padre pasó algunas páginas del libro, hasta que llegó a la que buscaba, la leyó
y le dijo a su hija:
-
¿Recuerdas la noche del baile de Cenicienta?
-
¡Sí!
-
Aquella noche, ella estaba muy nerviosa. Antes de ir al baile, se había
comido dos barritas de chocolate que la madrastra tenía escondidas en la
despensa. A la hora del baile, el príncipe apretó muy fuerte la cintura de
Cenicienta, ella no lo pudo soportar y soltó un buen pedo, justo en el
mismo momento que el reloj daba las campanadas de medianoche.
-
¡Caramba, papá! ¿Eso quiere decir que el príncipe no lo notó?
-
No, hija.
-
¿Y Blancanieves?
El padre pasó algunas páginas, las ojeó y luego dijo:
-
La comida que cocinaban los enanos era muy pesada: les gustaban el
beicon, la col hervida, los quesos de todo tipo, los pasteles de
albaricoque... Blancanieves ya estaba un poco harta de toda aquella
comida llena de colesterol. Cuando la madrastra le dio la manzana
envenenada, ni siquiera llegó a probarla: soltó un pedo tan pestilente que
resultó ser tóxico. Por eso se desmayó.
-
¿Y por eso los enanos la pusieron en una urna de cristal, para que nadie
notara el mal olor?
-
Así es, hija mia.
-
¿Y cómo pudo el príncipe acercarse tanto?
-
Aquí en el libro pone que, el día que el príncipe pasó por el bosque y vio
la urna de cistal, tenía una gripe descomunal y la nariz muy tapada.
-
Vaya, si no llega a ser por la gripe, Blancanieves aún estaría en la urna...
-
Puedes estar segura –le respondió el padre, convencido.
-
¿Y la Sirenita?
El padre buscó entre las páginas del libro y, finalmente, le dijo:
-
Era la princesa que mejor podía ocultar sus problemas gástricos. Cuando
daba aquellas vueltas dentro del agua... era solo para disimular, y cuando
emergían las burbujas... decía que eran algas, que eructaban.
-
Pero, aunque se tiren pedos, continúan siendo bellas princesas, ¿verdad
papá?
-
Ya lo creo, hija. Son las princesas más bellas del mundo, pero hasta las
princesas sueltan algún pedo. Lo importante es que no cuentes este
secreto por ahí.
Actividades sobre el texto:
1. Dibuja en los recuadros la escena que describa lo que está
ocurriendo en cada momento.
2. Responde a las siguientes preguntas sobre el texto:
a. ¿Quién les dice a las niñas que las princesas también se tiran
pedos?
__________________________________________
b. ¿Dónde encuentran el papá de Laura y Laura la respuesta a
sus dudas?
__________________________________________
c. ¿Ves normal que las princesas también se tiren pedos? (sí o
no) ____ ¿por qué?
__________________________________________
__________________________________________
d. Leyendo este cuento, ¿Qué crees que le ocurrió a la Bella
Durmiente?
__________________________________________
__________________________________________
__________________________________________
__________________________________________
__________________________________________
__________________________________________
__________________________________________
__________________________________________
__________________________________________
__________________________________________
__________________________________________
__________________________________________
__________________________________________
BIBLIOGRAFÍA:
-
BRENMAN, I; ZILBERMAN,I. Las princesas también se tiran
pedos. Algar. Alzira. 2012.
SOLE, I. Estrategias de lectura. Grao. Barcelona. 1998.
SANZ, A. Cómo diseñar actividades de comprensión lectora. Blitz.
Navarra. 2003.
WEBGRAFÍA:
-
Cuentos y leyendas ilustradas por niños:
http://ntic.educacion.es/w3//recursos2/cuentos/index.htm
Fly UP