...

Con el vino no se puede ganar dinero enseguida

by user

on
Category: Documents
1

views

Report

Comments

Transcript

Con el vino no se puede ganar dinero enseguida
Sábado, 21 de marzo de 2015
PAÍS: España
FRECUENCIA: Lunes a sábados
PÁGINAS: 44
O.J.D.: 30464
www.expansion.com
Reino Unido 1,6 £ • Bélgica 2,65 euros • Portugal Continental 2,60 euros
Teléfono de atención al lector: 91 205 37 14
Teléfono de atención al suscriptor: 91 050 16 29
ENTRE EN: www.orbyt.es/codigo y podrá acceder
hoy con este código a Expansión en Orbyt.
E.G.M.: 163000
ÁREA: 922 CM² - 86%
Código
C#Q9U3WNHP
SECCIÓN: ULTIMA
21 Marzo, 2015
© Unidad Editorial, Información Económica SLU, Madrid 2015. Todos los derechos reservados. Esta publicación no puede ser -ni en todo ni en parte- reproducida, distribuida, comunicada públicamente ni utilizada o registrada a través de ningún tipo de soporte o mecanismo, ni modificada o almacenada sin
la previa autorización escrita de la sociedad editora. Conforme a lo dispuesto en el artículo 32 de la Ley de Propiedad Intelectual,“queda expresamente prohibida la reproducción de los contenidos de esta publicación con fines comerciales a través de recopilaciones de artículos periodísticos”.
DE CERCA Agustín Santolaya Director general de Bodegas Roda
“Con el vino
no se puede
ganar dinero
enseguida”
En sólo 23 años, esta bodega se ha convertido en
una de las más saneadas del sector vinícola.
Enrique Calduch. Madrid
Agustín Santolaya (Villamediana,
Rioja, 1960) es un tipo alto, de buena
presencia, hablar tranquilo, educado, convincente. Virtudes que, junto
con sus enormes conocimientos de
viticultura y enología, le han llevado
a convertirse en director general de
Bodegas Roda, en la que se involucró
desde el primer día. La firma, en pleno barrio de la Estación de Haro, rodeada de bodegas centenarias en el
corazón de la Rioja Alta, es un ejemplo de éxito y superación en un tiempo récord. Facturan 5 millones de
euros y exportan a 55 países, sobre
todo a Suiza, Reino Unido, Alemania
y Japón, explica Santolaya, que se
define como “un hombre de campo”.
– Nacido en plena Rioja, estaba
predestinado al mundo del vino.
¡Claro que sí! Procedo de una familia de viticultores de varias generaciones, con viñedos propios y un
una cueva subterránea –un calado–
donde siempre hemos elaborado vino de cosechero. Desde niño participaba en las tareas de la bodega, luego
me hice ingeniero técnico agrícola,
después vino el máster en viticultura
y enología, y volví a casa para ponerme al frente de la bodeguita familiar.
Pero se cruzó en medio Roda.
– ¿Cómo se lo tomaron en su casa?
Mi abuelo al principio no lo entendía. Decía que, para alguien preparado que teníamos en la familia,
era una pena que tuviera que irme a
trabajar para otros. Pero me veía feliz. Seguimos teniendo las viñas, y
EL TIEMPO
junto con mis hijos, mantenemos la
tradición familiar.
– ¿Tan fuerte fue el enamoramiento de Roda?
Fue un sueño. En 1987, el empresario Mario Rotllant y su mujer, Carmen Daurella, aparecen por Rioja.
Compran una finca, se entusiasman
con un maravillosa cueva subterránea del XIX, y empiezan a funcionar.
– ¿Cómo se conocieron?
Yo tenía una consultoría de viticultura con Isidro Palacios. Nos encargaron valorar la finca de 17 hectáreas y analizar otras. Tras estudiarla,
nos presentamos, algo nerviosos, para explicarles que estaba bien para
hacer vino, pero no “el gran vino”.
Vamos, que no servía.
– Por lo que veo, no les echaron...
No, claro. Pero todo empresario
que se mete en este mundo tiene el
mismo sueño: hacer el mejor vino,
diferente y único.
– Hubo unos años en que una bodega daba caché. ¿Fue esnobismo?
Más que esnobismo, creo que se
trataba de dar una imagen. Ser bodeguero es como un reconocimiento,
hoy diríamos que es casi como un título nobiliario. Ver su nombre en
una botella atrajo a mucha gente.
– Gente que llegó con prisa...
Hubo prisa cuando inversores ajenos a este mundo, acostumbrados a
generar un retorno rápido, quisieron
aplicar el mismo concepto al vino.
Pero el vino les puso en su sitio.
– ¿El campo enseña paciencia?
No la enseña; la impone. Lo que
“EL VINO ES UN TRANSMISOR DE ALEGRÍA Y AMISTAD”
Agustín Santolaya ha logrado que Bodegas
Roda se haya convertido en un referente
internacional en tiempo récord. También
avanzan en Ribera del Duero. En la fotografía,
posa ante “un viñedo viejísimo de nuestra
enseña es humildad. Con el vino no
se puede ganar dinero enseguida.
Aquí mandan los largos plazos de
crianza. Y, sobre todo, hay que pensar que el mejor vino es siempre el
que está por hacer.
– Usted encontró a personas muy
diferentes por el camino. Sin prisa.
Sí, Mario Rotllant es muy inteligente y sabía que todo necesita tiempo. Partimos la finca en cinco partes
y se la vendimos a cinco familias.
Luego compramos tierras pobres de
viñedos muy viejos, de poca producción; las que no quería nadie y que
hoy son la base de la calidad de nuestros vinos. Fuimos los primeros en
Rioja en apostar por el viñedo viejo.
“
Todo empresario que
se mete en esto tiene el
mismo sueño: hacer el
mejor vino, diferente y único,
pero se necesita paciencia”
ESPAÑA
Ciudad
bodega de Ribera, La Horra, de donde sale
Corimbo I”. Santolaya habla del vino con cariño. “Es un transmisor de alegría y amistad. Si
dos personas conectan, es muy posible que
haya por medio una copa de buen vino”.
– Y llegó el éxito...
El primer vino que sale es del 92, y
ya llamó la atención. Hacemos Roda, Roda I y Cirsion, y el mercado
nos recibió con los brazos abiertos.
Crecimos mucho en la época de bonanza, y cuando llegó la crisis, la
marca ya estaba consolidada. Luego,
con los mismos criterios, montamos
la bodega de La Horra, en Ribera de
Duero, con el vino Corimbo; y entre
medias, los aceites de oliva virgen
extra Dauro y Aubacassa en Ampurdán y Mallorca. Otro sueño.
– El campo es su vida.
Totalmente. Vivo en una viña familiar. Desde niño, cuando tenía una
alegría o una pena, me refugiaba allí.
Siempre soñé con hacer en esa viña
mi casa, y lo conseguí. La empecé en
1999 y la terminé en 2005. He cuidado cada viga de madera, cada detalle.
– Amanace a diario ante un viñedo:
¿Qué es lo primero que hace?
Salgo a mirar cómo va el tiempo, si
lloverá o no.
– Se define como “un hombre de
campo”. ¿Qué valores aprecia?
Los de los viticultores tradicionales. Aquí no hay sitio para el engreimiento. En la humildad de los agricultores veo elegancia; en su sencillez y nobleza hay mucha clase. Son
muy trabajadores, saben escuchar,
observar el entorno. Respetan la tierra. Es gente que sabe soportar reveses y sobreponerse.
– ¿Alguna afición fuera del vino?
También está ligada a la tierra. Las
plantas aromáticas son mi pasión.
Tengo un jardín con plantas que no
se riegan (xerojardín), que están acopladas al suelo donde viven.
– ¿Qué es lo que más satisfacción le
ha dado estos años?
Tener la oportunidad de participar y dirigir uno de los proyectos vinícolas más importantes de España.
Ahora tengo una visión integral del
negocio que no hubiera logrado de
otra manera. Soy un privilegiado en
el mundo del vino. Eso me hace feliz.
EUROPA
Máx.
Ciudad
Ciudad
MUNDO
Mín.
Condiciones
Máx.
Mín.
Condiciones
Máx.
Mín.
Condiciones
A Coruña
15
9
Nuboso
Sevilla
17
12
Lluvioso
Ámsterdam
9
2
Lluvioso
Londres
Ciudad
Máx.
Mín.
Condiciones
Máx.
Mín.
Condiciones
9
5
Nuboso
Buenos Aires 22
Ciudad
15
Despejado
MÁXIMA
MÍNIMA
Barcelona
15
11
Lluvioso
Tenerife
21
16
Lluvioso
Berlín
9
-2
Lluvioso
Moscú
8
-2
Lluvioso
México
23
13
Nuboso
21
4
Bilbao
12
7
Lluvioso
Toledo
13
8
Lluvioso
Bruselas
8
3
Lluvioso
Praga
14
2
Lluvioso
Miami
30
22
Despejado
Madrid
11
9
Lluvioso
Valencia
16
12
Lluvioso
Estocolmo
2
-5
Nuboso
Roma
17
7
Lluvioso
Nueva York
9
1
Lluvioso
Tenerife
Valladolid
Málaga
17
9
Lluvioso
Valladolid
15
4
Lluvioso
Ginebra
14
2
Lluvioso
Viena
14
5
Despejado
Rabat
17
10
Lluvioso
P. Mallorca
18
9
Lluvioso
Zaragoza
14
8
Lluvioso
Lisboa
18
10
Lluvioso
Zurich
9
2
Lluvioso
Tokio
18
7
Lluvioso
Fly UP