...

el niño: fase cálida del enos

by user

on
Category: Documents
0

views

Report

Comments

Transcript

el niño: fase cálida del enos
ENOS
EL NIÑO: FASE CÁLIDA DEL ENOS
El Niño es el término popular con el cual se conoce la fase cálida del ENOS. Es el
calentamiento anormal de las aguas ecuatoriales del Océano Pacífico Tropical.
Por lo general, cuando El Niño alcanza una intensidad fuerte o muy fuerte influye,
considerablemente, en las condiciones del tiempo (temperaturas y precipitaciones,
entre otros factores) en muchas partes del mundo, incluyendo a Costa Rica.
La fig.1 y 2 muestran algunas de las características oceánicas y atmosféricas del
fenómeno de El Niño:




La precipitación se desplaza hacia el centro del océano-normalmente
deberían producirse sobre Indonesia- dejando el occidente del Océano
Pacífico seco.
El viento sobre el ecuador es débil o circula del oeste hacia el este, cuando
lo normal es que circule del este al oeste.
Las temperaturas superficiales del mar son anómalamente altas (más
cálidas que lo normal) sobre una extensa zona del océano.
La termoclina se profundiza en el sector oriental del océano Pacífico.
La fase cálida del ENOS (El Niño) suele clasificarse según la intensidad del
mismo:
a) El Niño -intensidad débil a moderada-: 0.3°C < anomalía de temperatura
0.8 °C
b) El Niño -intensidad fuerte-:
0.8 < anomalía de temperatura < 1.2°C
c) El Niño -intensidad muy fuerte- :
anomalía de temperatura > 1.2°C
Sin embargo, que existen varias clasificaciones en lo que respecta a la intensidad
del fenómeno; es decir puede haber diferentes consecuencias y variaciones de los
patrones de lluvia.
ENOS
Fig. 1 Imagen de la anomalía de temperatura superficial del mar correspondiente al día 18 de
febrero de 1998, 6:00 a.m. hora local. El color rojo y amarillo alrededor del ecuador en el
océano Pacífico muestra el fenómeno de El Niño, es decir, aguas oceánicas más calientes que
lo normal. El fenómeno de El Niño de 1998 ha sido considerado el más fuerte de toda la
historia.
Fig. 2 sobre la estructura tridimensional del fenómeno
ENOS durante su fase positiva (el Niño). Variación de la
celda de Walker, termoclina y la temperatura superficial
del mar.
ENOS
PERÍODOS EN LOS QUE EL FENÓMENO DE EL NIÑO HA ESTADO ACTIVO:
















Marzo a noviembre de 1953
Abril 1957- junio 1958
Junio 1963 - febrero 1964
Mayo 1965 - junio 1966
Abril 1972 - marzo 1973
Agosto 1976 - marzo 1977
Julio 1977 - enero 1978
Abril 1982 - julio 1983
Agosto 1986 - febrero 1988
Marzo 1991 - julio 1992
Febrero 1993 - setiembre 1993
Junio 1994 - marzo 1995
Abril 1997 - abril 1998
Mayo 2002 - marzo 2003
Junio 2009 - Mayo 2010
Octubre 2014 – Octubre 2015
AFECTACIÓN DE EL NIÑO (ENOS EN SU FASE CÁLIDA)

La temporada de huracanes en la Cuenca del Atlántico (Golfo de México,
Mar Caribe y Océano Atlántico) acumula una menor cantidad de huracanes,
comparado con lo normal o como cuando el fenómeno de La Niña está
activo. (Ver fig. 3). Durante El Niño la cantidad de huracanes tiende a ser
menor que el promedio en el Golfo de México y el Mar Caribe. Por el
contrario, es mayor que el promedio en el Pacífico oriental, frente a las
costas mexicanas. Nótese que en el Mar Caribe no solamente la cantidad
es menor que el promedio y La Niña, sino que los que se forman tienden a
hacerlo en el norte del mar Caribe con poca probabilidad de hacerlo en el
sur del mar Caribe.
ENOS
Fig. 3. Estas imágenes registran los puntos de nacimiento de huracanes para 10
eventos de El Niño (izquierda) y 10 eventos de La Niña (derecha). (La serie de
datos abarca de 1949 - 1992)

Se modifica la posición de la corriente en chorro subtropical, desplazándola
hacia el sur de su posición normal, localizándose sobre Alabama (EEUU) o
el Golfo de México.

El número de días con tormentas eléctricas en el sector suroccidental de
EEUU es aproximadamente 50% mayor durante El Niño que durante La
Niña.

La distribución de las precipitaciones cambia con respecto a lo normal. La
fig. 4, de manera muy general, ilustra las modificaciones en el
comportamiento de las precipitaciones a nivel mundial.

Efectos sobre la salud humana: temperatura, humedad y precipitación son
algunas de las variables que forman parte del tiempo y que interactúan con
los seres humanos. Éstas influyen y se relacionan con la salud del ser
humano por medio de tres vías: a) potabilidad y distribución del agua
superficial; b) ciclo de vida de los insectos transmisores de enfermedades y
la relación entre éstos y sus receptores; y c) la dinámica de los
ecosistemas.
Existe evidencia de que los cambios en temperatura, humedad y
precipitación producidos durante El Niño están relacionados con el brote de
enfermedades tales como: dengue, hepatitis, disentería, cólera y también,
plagas de roedores, hongos e insectos.

Efecto sobre los corales del océano Pacífico oriental: los corales del
Pacífico oriental experimentaron graves daños durante la fase cálida del
ENOS 1982-1983. Éstos fueron causados por el calentamiento prolongado
de las aguas marinas de hasta 2 °C.
Las anomalías positivas de temperatura produjeron que se rompiera la
relación simbiótica entre los corales y el alga, zooxanthellae, al romperse
esta relación o simbiosis natural, los corales sufrieron el proceso de
blanqueamiento (muerte del coral). Se estima que murió un alto porcentaje
de los corales en los arrecifes del Océano Pacífico.

Efectos sobre las poblaciones de peces y aves en el océano Pacífico
oriental: el aumento de la precipitación relacionada con El Niño aumenta la
turbidez del agua disminuyendo su salinidad, por consiguiente, influye
negativamente en la eficiencia del proceso de fotosíntesis submarina. Por
otro lado, las lluvias torrenciales producen aumentos significativos en la
cantidad de materia sólida que descargan los ríos en el mar. Ambos
ENOS
factores afectan la relación natural entre los peces y su medio ambiente
disminuyendo sus poblaciones normales.
El guano es un fertilizante compuesto por las heces de las aves. Si la
población de éstos se modifica, se altera la cantidad de guano. Este cambio
alentó las investigaciones acerca de El Niño en Perú debido a que la
disminución de fertilizante se convirtió en un grave problema económico
para los granjeros de ese país. Se estima que una gran cantidad de aves
murieron en Perú en 1982-1983, año en que el fenómeno de El Niño
alcanzó una fuerte intensidad. Aunque las causas de la disminución en la
población de aves no están claras, podría deberse a la inundación de los
nidos de las aves, cambio en la circulación del viento, incremento de las
temperaturas del mar o a la migración de su fuente primaria de alimento, los
peces, hacia otros lugares.
Fig.4 Distribución de las precipitaciones a nivel regional relacionadas
con el fenómeno de El Niño.
Fly UP