...

Cuidado de la piel y úlceras por presión

by user

on
Category: Documents
0

views

Report

Comments

Transcript

Cuidado de la piel y úlceras por presión
Cuidado de la piel y úlceras por presión
Información del Consumidor sobre el Sistema Modelo de Lesión Médula Espinal
Parte 2: Cómo prevenir úlceras por presión
¿Qué debo saber?
Para obtener mayor
información, contacte a su
SCI Model System más
cercano. Para obtener una
lista de los SCI Model
Systems, visite el sitio:
http://www.msktc.org/sci/
model-system-centers
 ¡Noventa y cinco por ciento de todas las úlceras por presión se pueden
prevenir!
 Después de una lesión en la médula espinal (SCI, por sus siglas en inglés),
su piel requiere cuidado diario y mucha atención.
 Tendrá que pasar tiempo a diario limpiando la piel, manteniéndola seca
(debido a incontinencia o transpiración), examinando la piel para detectar problemas o cambios, moviéndose para que la piel reciba suministro
apropiado de sangre y tomando líquidos y comiendo correctamente para
que la piel permanezca sana.
¿Cómo puedo evitar una úlcera por presión?
Realice alivios de presión con regularidad (llamados también cambios de
apoyo de peso, redistribución de presión y reducción de presión)
Esta publicación fue
producida por SCI Model
Systems en colaboración con
el Model Systems Knowledge
Translation Center con
fondos del Instituto Nacional
de Investigación sobre la
Discapacidad y
Rehabilitación en el
Departamento
de Educación de los
EE.UU., subvención núm.
H133A060070.
 Alivio de presión es moverse o levantarse a sí mismo para aliviar la presión en áreas que han estado bajo presión, usualmente debido a estar sentado o acostado en una misma posición, para que la sangre pueda circular.
 Cuando se sienta en su silla de ruedas debe realizar alivios de presión
cada 15 o 30 minutos con una duración de por lo menos 30 a 90 segundos. Continúe realizando alivios de presión cuando esté sentado en un
auto o en otras superficies (como equipo deportivo). [Para más información, lea la hoja informativa “Cómo realizar alivios de presión (Cambios
de apoyo de peso).”]
 Si no puede realizar un alivio de presión independientemente, instruya a la
persona que le ayuda con su cuidado diario (familiar, persona encargada)
para que le mueva consistente y rutinariamente y reducir la presión en
áreas con riesgo de desarrollar úlceras por presión.
 Su terapeuta o enfermera le enseñará cómo realizar alivios de presión
antes de salir del hospital. Los métodos y la frecuencia de los alivios de
presión varían un poco de acuerdo con la lesión y la tolerancia de su piel.
 La tolerancia de la piel de cada persona es diferente. Algunas personas
tal vez requieran alivio de presión con mucha frecuencia, otras personas
tal vez no los requieran con tanta frecuencia, ¡pero aun así los tienen que
hacer! Desarrollar tolerancia de la piel es un proceso gradual. [Para más
información, lea la hoja informativa “Cómo desarrollar tolerancia de la
piel a la presión.”]
 Para alivio de presión durante la noche, vea las recomendaciones descritas en “Relleno, posición y cómo voltearse en la cama”, más abajo.
Derechos de autor ©2010 Model Systems Knowledge Translation Center (MSKTC).
Información del Consumidor sobre el Sistema Modelo de Lesión Médula Espinal
Inspección de la piel
 Examine su piel, o pídale a la persona que le
cuida que le examine su piel por lo menos
dos veces al día (en la mañana y a la hora de
dormir).
 Identifique cambios en el color de la piel
(enrojecimiento u oscurecimiento), ampollas,
moretones, piel agrietada, rasguñada o reseca.
 Palpe la piel para detectar endurecimiento,
inflamación o calor que pudieran ser señal de
deterioro de la piel.
 Inspeccione cuidadosamente las áreas que
tienen mayor riesgo de desarrollar úlceras por
presión porque en algunas áreas del cuerpo los
huesos están cerca de la superficie de la piel;
la piel que está directamente sobre el hueso
tiene mayor riesgo. [Para más información, lea
la hoja informativa “Áreas con alto riesgo de
desarrollar úlceras por presión”.]:
 sacro (espalda baja)
 cóccix
 talón
 isquión (la base de las nalgas, “huesos de la
sentadera”)
 trocánter (cadera, por estar acostado de
lado, por algo que roza o por ropa apretada)
 codo (por apoyarse en él)
 rodilla (por espasmos o por acostarse de
lado con una rodilla sobre la otra)
 tobillo (por acostarse de lado)
 dedos de los pies y áreas huesudas del pie
(por usar zapatos apretados)
 parte posterior de la cabeza
 Inspeccione dos veces al día las áreas de la piel
que están en contacto con yesos/escayolas o
abrazaderas.
 Use un espejo para inspeccionar la piel en
áreas difíciles de ver. Adiestre a la persona que
le ayuda a examinar su piel cuidadosamente y
con regularidad.
 Preste atención a las uñas de los dedos de las
manos y de los pies: una uña encarnada o que
se corta a nivel del blanco de la uña puede
resultar en una úlcera que puede infectarse
fácilmente.
 Tan pronto note un área descolorada, no use
esa área hasta que la piel vuelva a tener su
color normal.
 Si sospecha tener cualquier tipo de daño en la
piel, lea la hoja informativa “Cuidado de la piel
y úlceras por presión, Parte 3: Cómo reconocer y tratar las úlceras por presión”.
Relleno, posición y cómo voltearse en la cama
 Use un horario fijo para voltearse durante la
noche. Dependiendo de su peso y la tolerancia
de su piel, su horario para voltearse pudiera
variar entre cada 2 hasta cada 6 horas. Pídale
consejo a su proveedor de atención médica en
cuanto a su horario para voltearse. Cuando se
voltee y se mueva en la cama, levante las sábanas en lugar de deslizarse sobre ellas.
 Use almohadas y almohadillas de goma espuma
(no use toallas o sábanas dobladas) para proteger sus áreas huesudas. ¡Dos superficies de piel
no deben descansar una encima de la otra!
 A no ser que su médico se lo diga, evita elevar la cabeza de la cama, lo cual puede poner
demasiada presión en sus nalgas y en la espalda
baja.
 Para personas con alto riesgo de desarrollar
úlceras por presión, su proveedor de atención
médica pudiera recetarle un colchón especial,
revestimiento para su colchón o una cama
para uso prolongado.
Mantenga la piel limpia y seca
 Báñese a diario con jabón y agua tibia y enjuáguese y séquese bien. Preste atención especial a mantener el área genital y los pliegues de
la piel limpios y secos.
 Lave y seque la piel inmediatamente y cámbiese la ropa después de cualquier gotereo de
heces u orina.
 Evite usar jabones fuertes, productos para
la piel con alcohol y jabones antibacterianos
o antimicrobianos. No use polvos. Use un
humectante que haya sido aprobado por su
proveedor de atención médica.
Cuidado de la piel y úlceras por presión, Parte 2: Cómo prevenir úlceras por presión
Página 2 de 4
Información del Consumidor sobre el Sistema Modelo de Lesión Médula Espinal
Obtenga una evaluación del asiento por lo menos cada dos años o más pronto si su salud o la
condición de su piel cambia.
 Asegúrese de tener el cojín apropiado para
su silla de ruedas y su tolerancia para estar
sentado.
 Asegúrese de tener la silla de ruedas apropiada, una que haya sido medida específicamente
para usted y que es compatible con su nivel de
movilidad, actividades, trabajo y equipo asociado.
 El terapeuta que le hace la evaluación de su
asiento le debe colocar un mapa de presión
encima del cojín y debajo de sus nalgas para
ver dónde se encuentran sus áreas sensibles
a presión. Si en el mapa de presión se hallan
áreas con riesgo a úlceras, entonces el terapeuta tal vez pruebe usar un cojín diferente; altere el asiento de la silla de ruedas, o el apoyo
para la espalda o los pies; o tal vez le enseñe a
usted cómo aliviar presión en las áreas vulnerables cambiando la posición de su cuerpo.
 Hacer un mapa de presión es una manera
excelente de demostrar visualmente la efectividad de los cambios de apoyo de peso.
 Si no hay disponible un mapa de presión, trabaje con un profesional de asientos y pruebe
varios cojines diferentes para ver qué funciona
mejor para usted.
Posiciones y transferencias
 Siéntese lo más derecho posible en su silla de
ruedas. Encorvarse puede hacerle daño a la
piel.
 Realice transferencias de manera segura. No
arrastre o roce su trasero al entrar y salir de
su silla de ruedas.
 Si necesita ayuda durante las transferencias,
asegúrese de que la persona que le está ayudando esté bien adiestrada para ayudar.
Ropa, zapatos
 Use ropa de tamaño apropiado; evite costuras
gruesas, evite broches o bolsillos gruesos y
asegúrese de que no hayan dobleces y arrugas
en las áreas de presión.
 Los zapatos deben ser de1-2 tamaños más largos y anchos que su tamaño de zapatos antes
de la lesión en caso de que los pies se hinchen
durante el día.
 Use zapatos que sean rígidos en el área de los
dedos para protegerse cuando golpee objetos
con los pies.
 No lleve nada (peine, billetera, etc.) en los
bolsillos posteriores.
Hidratación (consumo de fluidos)
 Tome suficiente agua todos los días para darle
a su cuerpo los fluidos que necesita. La cantidad de agua puede variar de acuerdo a la rutina que sigue para controlar la vejiga. Consulte
con su proveedor de atención médica para
que le dé consejos sobre cuánta agua tomar.
 Evite bebidas con cafeína como café, té y
sodas, las cuales son deshidratantes y pudieran
provocar espasmos en la vejiga.
Nutrición
 Siga una dieta balancead que incluya suficiente proteína, frutas y vegetales (frescos, si es
posible). Mala nutrición evita que el tejido del
cuerpo se regenere, se mantenga saludable y
que combata infecciones.
 Si tiene alguna pregunta sobre su estatus
nutricional puede pedirle a su médico que le
haga una prueba de sangre para examinar sus
niveles de proteína, albúmina, prealbúmina,
linfocitos o hemoglobina.
 Si tiene alguna condición que pudiera afectarse
por su nutrición (como diabetes o hipertensión), por favor consulte con su proveedor de
atención médica quien le puede recomendar
una consulta con una dietista.
 Más información sobre nutrición y lesiones en
la médula espinal (en inglés):
 “Nutritional Guidelines for Individuals with
Spinal Cord Injury.” Northwest Regional
Spinal Cord Injury System. (2006) http://sci.
washington.edu/info/forums/reports/nutrition.asp.
 “Weight Management Following SCI - SCI
InfoSheet #8.” Discute el papel que la
nutrición juega en un programa de control
de peso. Spinal Cord Injury Information
Network (2005). http://www.spinalcord.
uab.edu/show.asp?durki=21481
Cuidado de la piel y úlceras por presión, Parte 2: Cómo prevenir úlceras por presión
Página 3 de 4
Información del Consumidor sobre el Sistema Modelo de Lesión Médula Espinal
Exposición al sol
 Evite quemarse por el sol. Algunas medicinas
hacen que su piel sea más sensible y pudieran
causar que se queme más fácilmente. Use filtro
solar y limite el tiempo que se expone al sol o
busque la sombra.
Equipo
 Use equipo recetado y personal cuando esté
sentado o acostado. Pida que un médico o
profesional capacitado le recomiende el equipo
especializado (cojín para asiento, colchón, almohadas) que necesita para proteger su piel.
 Examine la silla de ruedas, el colchón, los
cojines y las planchas de transferencia para ver
si tienen problemas. Como mínimo, siga las
recomendaciones de mantenimiento para el
equipo que el manufacturero indica.
Temperatura
 Comparado con su estado antes de la lesión,
usted está más susceptible a sufrir congelación
en temperatura fría debido a los cambios en
circulación y la falta de sensación.
 Usted también está más susceptible a quemaduras. Evite contacto con objetos calientes
(caños de metal, chimeneas, calentador en
su hogar o auto, agua caliente en la regadera,
recipientes o alimentos que han estado en un
horno microondas que tal vez usted quiera
colocarlos en su falda).
Autoría
Este folleto fue desarrollado por el SCI Model
System Dissemination Committee en colaboración con el Model Systems Knowledge Translation Center. Porciones de este documento
fueron adaptadas de materiales producidos por
SCI Model Systems.
La serie Cuidado de la piel y úlceras por
presión:
 Parte 1: Causas y riesgos de úlceras por presión
 Parte 2: Cómo prevenir úlceras por presión
Suplementos:
 Cómo realizar alivios de presión (cambios
de apoyo de peso)
 Cómo desarrollar tolerancia de la piel a la
presión
 Áreas con alto riesgo de desarrollar úlceras por presión
 Parte 3: Cómo reconocer y tratar las úlceras
por presión
Suplementos:
 Etapas de úlceras por presión: Ilustraciones
Circulación
 ¡Deje de fumar!
 Manténgase activo todo lo más que pueda.
Recurso
El contenido de nuestra información de salud
está basado en evidencia investigativa y/o consenso profesional, y ha sido revisado y aprobado por
un equipo editorial de expertos de SCI Model
Systems.
Cuidado de la piel y úlceras por presión, Parte 2: Cómo prevenir úlceras por presión
Página 4 de 4
Fly UP